El presidente Donald Trump ayer que Estados Unidos está dispuesto a hablar con el régimen de Corea del Norte, pero “solo bajo las condiciones adecuadas”.

El Mundo

Trump aceptaría hablar con Pyongyang pero bajo “condiciones adecuadas”

AFP

martes 27, febrero 2018 • 12:00 am

Compartir

El presidente Donald Trump ayer que Estados Unidos está dispuesto a hablar con el régimen de Corea del Norte, pero “solo bajo las condiciones adecuadas”.

“Hemos sido muy duros con ellos, y por primera vez quieren hablarnos. Veremos qué pasa”, dijo Trump en la Casa Blanca en una reunión con los gobernadores de los estados federados, luego de que Pyongyang dijera estar dispuesto a volver a la mesa de negociación.

El mandatario estadounidense no detalló, sin embargo, sus condiciones para unas eventuales conversaciones.

Poco después, la portavoz del Ejecutivo de Trump, Sarah Sanders, aseguró que Estados Unidos continuará “llevando a cabo una campaña de máxima presión hacia el régimen”, en línea con la posición mantenida por su gobierno: “La desnuclearización debe ser resultado del diálogo con Corea del Norte”, añadió.

La presidencia surcoreana anunció el domingo que Corea del Norte estaba “dispuesta” a discutir con Estados Unidos, tras un encuentro con la delegación norcoreana en la ceremonia de clausura de los Juegos Olímpicos de Pyeongchang, en Corea del Sur.

La delegación norcoreana expresó su “acuerdo con que los diálogos intercoreanos y las relaciones entre el Norte y Estados Unidos deberían mejorar a la par”, según un comunicado de Seúl.


Este gesto de apertura se produce apenas unos días después de la imposición de nuevas sanciones contra Pyongyang por parte de Washington.

El viernes, Donald Trump anunció las “sanciones más duras que se han impuesto a un país”, al desvelar nuevas medidas destinadas a obligar a Corea del Norte a que ponga fin a su programa nuclear y de misiles balísticos intercontinentales.

 

Trump afirma habría ido desarmado a la escuela atacada en Florida

El presidente de Estados Unidos, Donald Trump, afirmó ayer que él habría tenido el coraje de entrar incluso sin armas en la escuela de Florida para impedir la masacre que causó 17 muertos y que impulsó a los estudiantes a pronunciarse para limitar el acceso a las armas de fuego.

“Pienso que yo habría corrido e ingresado [a la escuela] aun sin tener un arma, y creo que la mayoría de ustedes habría hecho lo mismo”, dijo el mandatario durante una reunión con los gobernadores de los 50 estados federales en la Casa Blanca.

La declaración de Trump apunta a un policía armado que el día de la masacre se apostó supuestamente en el exterior de la escuela en Parkland, sin ingresar ni tratar de detener al joven Nikolas Cruz que dejó 17 muertos.