La semana pasada, el fiscal general dijo que Jorge Hernández gozaba de régimen de protección. Su caso está en el juzgado noveno de paz y tiene reserva total. / Archivo DEM

Nacionales

Testigo dice Jorge Hernández lavó $5.9 mills en su empresa

Juan Carlos Vásquez

miércoles 15, agosto 2018 • 12:05 am

Compartir

En el sexto día de vista pública del proceso judicial contra el expresidente Elías Antonio Saca y seis imputados más, el testigo criteriado “Olimpo” confirmó que el comunicador Jorge Hernández, lavó $5.9 millones entre julio de 2006 y abril de 2008, mientras que el testigo denominado “régimen de protección” dijo que de la presidencia recibió $10 mil mensuales de sobresueldo entre los años 2004-2009.

“Jorge Hernández me dijo que teníamos una oportunidad de hacer un negocio con Tony Saca”, manifestó “Olimpo”, en su declaración; agregó que se abrió una cuenta para depositar fondos que provenían de la partida secreta de la Presidencia.

Uno de los fiscales detalló que el testigo denominado “régimen de protección” confesó que de Casa Presidencial recibía mensualmente $10 mil, esa misma versión la dio ayer “Olimpo” porque en varias ocasiones le informó que iba para Capres a retirar “el sobre”.

Según Olimpo, con el dinero proveniente de la Presidencia, Marketing and Service de Centroamérica lo manejó contablemente bajo la figura de “recuperación de moras y cuentas en el exterior”, con la sociedad Rivera Crespín Inversiones, pues así los asesoró Irving Tóchez, para no ser detectados por la administración tributaria y otras investigaciones.

“Marketing and Service de Centroamérica  no se dedicaba a la recuperación de mora, yo le dije al señor Hernández que me daba miedo porque algo sonaba mal, porque había que abrir una cuenta, pero él me dijo que me quedara tranquilo porque él iba a hacer todo; no fue una solicitud, fue una orden”, contó “Olimpo”.

Explicó que Hernández,  respaldándose en Marketing and Service de Centroamérica, simuló la existencia de otras ocho sociedades para legitimar dinero desviado ilegalmente de la Cuenta Institucional Subsidiaria del Tesoro Público de la Presidencia de la República.


El testigo expresó que la cuenta que se abrió en julio de 2006 era exclusiva para el manejo de los negocios ilícitos de Jorge Hernández y era el único que tenía firma autorizada, pero al verificar el manejo de esa cuenta constató que hasta abril de 2008 tuvo ingresos de $5.9 millones.

Esos fondos, según “Olimpo”, fueron finalmente trasladados a dos sociedades del Grupo Radial Samix, y que Hernández y Saca, para darle apariencia legal, reportaban como provenientes de cobros en el exterior, a pesar que esas operaciones no se habían dado.