El Salvador es el tercer país de América Latina con el riesgo país más alto.

Economía

Se agudiza caída de los bonos salvadoreños Los eurobonos de El Salvador volvieron a caer este lunes tras el anuncio de que el Gobierno salvadoreño emitirá bonos en bitcoin.

Redacción DEM

lunes 22, noviembre 2021 • 4:31 pm

Compartir

El precio de los eurobonos de El Salvador volvió a caer en la jornada de este lunes en más del 3 % tras el anuncio del presidente Nayib Bukele de emitir bonos en bitcoin.

La emisión para 2023, la más próxima a vencerse en enero de ese año, cerró la jornada de este 22 de noviembre con un precio de $70.75, un 1.8 % inferior al $72.95 cotizado el viernes 19.

La emisión de 2032 perdió un 3.1 % al quedar en $70.75, mientras que la emisión de 2035 perdió 3.1 % ($67.21) y la de 2050 cedió 3.8 % ($64.22).

Las caídas ocurren dos días después que el Gobierno salvadoreño anunciara que emitirá un bono en bitcoin de $1,000 millones en Liquid Network a través de las firmas Bitfinex y Blockstream. Un revés a las negociaciones con el Fondo Monetario Internacional (FMI), a quien El Salvador le ha pedido un programa de financiamiento por $1,300 millones.

Esta caída agudiza el deterioro de las emisiones de deuda de El Salvador, que comenzó en mayo pasado luego que la Asamblea Legislativa destituyera a los magistrados de la Sala de lo Constitucional y al fiscal general.

Así, la emisión de 2032 tenía antes de mayo un precio de $110.53 y, con el valor cotizado este 22 de noviembre, ha perdido $39.6 en siete meses. La de 2035 ha perdido $38.21 desde $105.42 que se cotizaba a finales de abril.


La emisión de bonos con vencimiento para 2050 tenía un precio de $95.49 antes de la destitución de los magistrados. En siete meses, su valor ha bajado $31.27.

Junto al deterioro de las emisiones de deuda en manos de inversionistas, el riesgo país se ha elevado desde septiembre pasado y alcanzó su valor más alto el desde 2007 este 19 de noviembre de 2021 en 11.35 puntos.

Los expertos aseguran que este deterioro se debe más al temor de que no se logre un acuerdo con el FMI más que a los riesgos en la implementación del bitcoin como moneda de curso legal.