Durante más de una década, René León fue embajador de El Salvador en EE.UU. / Ó. Machón

Política

René León: EE.UU. ve una amenaza a su seguridad en nexo El Salvador-China

Maryelos Cea

viernes 14, septiembre 2018 • 12:01 am

Compartir

El establecimiento de relaciones diplomáticas entre El Salvador y la República Popular China es, para Estados Unidos, una amenaza a su seguridad nacional y esto explica su reacción a esta decisión, afirmó este miércoles René León, quien durante 13 años fungió como embajador salvadoreño en el país norteamericano.

León disertó la noche del miércoles en la Asociación Salvadoreña de Industriales (ASI) sobre las implicaciones que traerá para El Salvador el nexo con China Popular, en particular para sus relaciones con Estados Unidos.

En su ponencia, el exembajador afirmó que la reacción de EE.UU. “no es sobre la base del bienestar de nuestro país (...), es sobre la base de sus intereses de seguridad nacional y ellos ven sus intereses amenazados”.

Si bien Estados Unidos tiene relaciones diplomáticas con China Popular desde 1979, éstas se establecieron por tres razones que, afirmó León, en 1972 planteó el presidente estadounidense Richard Nixon en una reunión con su homólogo chino Mao Zedong.

“Son demasiado grandes para ignorarlos y ustedes tienen que vivir bajo las leyes internacionales –habría dicho Nixon a Mao, según el exembajador León. Segundo, tienen muchas fantasías de dominación y tercero porque necesito proteger la seguridad de sus vecinos”, y esto incluye a Taiwán, con quien Estados Unidos tiene un acuerdo donde se compromete a defenderlo en caso de una amenaza militar china.

Por lo tanto, continuó León, que un país pequeño como El Salvador le dé la espalda a Taipei para abrazar a Pekín “significa cercar cada vez más la posibilidad de un enfrentamiento de Estados Unidos con China (...) y por eso (...), desde el punto de vista de su seguridad nacional, es importante que se mantenga el apoyo político a Taiwán”.


 

El golfo y la base militar de Comalapa

Luego, está el golfo de Fonseca, un lugar en el que China Popular estaría interesado. “Antes de romper relaciones con China, la embajadora (de EE.UU. en El Salvador, Jean Manes) dijo que (los chinos) querían construir una base militar en el Golfo de Fonseca. Una embajadora no dice esas cosas si no le llega una orden de Washington”, aseguró.

Para EE.UU., el golfo es “la columna vertebral de sus intereses geopolíticos y de equilibrio militar en el triángulo del Norte”. Además, el país norteamericano tiene en Comalapa una base militar. “¿Ustedes creen que los gringos van a dejar que haya una base china en el Golfo de Fonseca? Jamás”, afirmó.

Pero también Honduras podría responder a las intenciones de introducir presencia china en el golfo, un territorio que La Haya ordenó administrar de forma conjunta entre el país y sus vecinos.

 

Llamado a consulta es una protesta diplomática

 

Llamado: El Departamento de Estado llamó a consultas a Jean Manes, embajadora de EE.UU. en El Salvador; Robin Bernstein, en República Dominicana, y a la encargada de negocios en Panamá, Roxanne Cabral, por el rompimiento con Taiwán.

 

 

¿Qué significa?: En sus 30 años de experiencia, León dijo que “nunca EE.UU. había llamado a consulta a un embajador”, que puede tener implicaciones graves y “no se puede pretender” que no pasa “nada”. Es protesta diplomática, dijo.

 

El mensaje: Consideró que el llamado es un mensaje para los países de la región con lazos a Taiwán. “Belice, Guatemala, Honduras y Nicaragua: ‘Ya verán lo que les va a pasar si se cambian de bando, les voy a poner el ejemplo en El Salvador’.