Una marcha de estudiantes de la Universidad de El Salvador (UES) contra la supuesta privatización del agua terminó en disturbios frente a la Asamblea Legislativa, con un periodista herido y puertas con ventanales del edificio legislativo destruidos.

Política

Protesta deja un periodista herido y daños en Asamblea

Gerson Chávez

viernes 15, junio 2018 • 12:03 am

Compartir

Una marcha de estudiantes de la Universidad de El Salvador (UES) contra la supuesta privatización del agua terminó en disturbios frente a la Asamblea Legislativa, con un periodista herido y puertas con ventanales del edificio legislativo destruidos.

Aproximadamente a las 10:00 de la mañana, una comitiva del FMLN, encabezada por el diputado Carlos Ruiz, salió del recinto legislativo para hablar con los estudiantes y el rector de la UES, Roger Armando Arias, quien dirigía la manifestación. Un grupo de universitarios comenzó a insultar a la delegación del FMLN, cuestionando que el partido de izquierda no ha realizado los cambios que prometió.

Ruiz y la comitiva desistieron de conversar y el diputado pidió que los agentes de seguridad de la Asamblea Legislativa les abrieran la puerta. Solo permitirían ingresar a tres representantes. Ese momento fue aprovechado por los estudiantes para intentar su ingreso por la fuerza, sin someterse a controles de seguridad. En ese momento, mientras los manifestantes habían hecho una aglomeración, los agentes supernumerarios asignados a la Asamblea Legislativa les lanzaron gas pimienta y se dispersaron.

Los estudiantes empezaron a lanzar piedras y palos frente a la entrada de la Asamblea Legislativa. Agentes, empleados y visitantes se alejaron de las puertas frontales y buscaron protegerse de la entrada y lejos de los ventanales que estaban siendo destruidos por las piedras que eran lanzadas por los manifestantes.

Atención de víctimas


El hecho ocurrido provocó lesiones en el brazo derecho de un camarógrafo de televisión, quien fue atendido por el equipo médico de la clínica de la Asamblea Legislativa y fue trasladado de emergencia al Seguro Social.

Enfermeras de la clínica proporcionaron mascarillas para empleados y visitantes afectados de las vías respiratorias por el gas pimienta. Otra empleada repartió paños con jabón para reducir los efectos del gas. Ante los disturbios, la seguridad de la Asamblea Legislativa procedió a evacuar al personal de la Gerencia de Recursos Humanos y de la Gerencia de Comunicaciones hacia zonas seguras.

Mientras el personal institucional estaba siendo evacuado, ingresó un contingente de elementos de la Unidad de Mantenimiento del Orden (UMO) de la Policía Nacional Civil (PNC) y se encargó de disipar la manifestación.

El inspector jefe del departamento de operaciones de la UMO, Walter Guillén, no confirmó ni descartó que los elementos de esa unidad hayan disparado balas de salva para alejar a los manifestantes.

Casi a las 11:30 del mediodía, elementos de la división de Inspecciones Oculares de la PNC y fiscales acordonaron la escena de los disturbios y restringieron la salida de empleados de las áreas contabilidad, presupuesto y pagaduría, mientras realizaban la inspección que concluyó casi a las 3:00 de la tarde.