Procurador para la defensa de los derechos humanos, Apolonio Tobar.

Política

Procurador cuestiona dónde está la promesa de Bukele para abrir los archivos militares

Saraí Alas

lunes 21, septiembre 2020 • 7:13 pm

Compartir

El titular de la Procuraduría para la Defensa de los Derechos Humanos (PDDH), Apolonio Tobar, calificó este lunes 21 de septiembre como un día oscuro luego que el Ministerio de la Defensa obstaculizara nuevamente la búsqueda de archivos militares que llevaría a cabo en esta ocasión el juez de Instrucción de San Francisco Gotera, Jorge Alberto Guzmán.

La inspección en archivos militares es una diligencia judicial que se realiza en el proceso penal por la masacre de El Mozote, ocurrido el 11 diciembre de 1981.

Tobar expresó su inconformidad por la negativa del Gobierno para cumplir una orden judicial emitida por el Juzgado de Instrucción de San Francisco Gotera y permitir el ingreso a las instalaciones del Estado Mayor de la Fuerza Armada, porque, a su juicio, se irrespeta el derecho a reparación de las víctimas del conflicto armado.

Lamentable, triste, vergonzoso, un día oscuro. ¿Por qué? recién llegó el señor presidente a su cargo cuando dijo al juez de instrucción de Gotera que pediría los archivos, dijo 'no vamos a dar de la A a la E, vamos a dar de la A la Z'. ¿Donde está esa oferta? Ha habido intentos por obstaculizar desde la semana anterior esta diligencia que ahora comenzaba y se materializó ¿Qué es eso? las familias de las víctimas merecen respeto, se deben abrir los archivos militares”, afirmó Tobar.

De acuerdo a Tobar, El Salvador debe seguir el ejemplo de España que recientemente condenó a 133 años de prisión al excoronel Inocente Montano por el asesinato de cinco sacerdotes jesuitas y reiteró que debe haber garantías de no repetición, acceso a la verdad y reparación para los sobrevivientes de la masacre.

¿Cómo se impidió al juez llevar a cabo las diligencias?

El coronel Carlos Vanegas informó al juez Guzmán que no darían acceso a los archivos militares que resguardan en el Estado Mayor de la Fuerza Armada de El Salvador (FAES).
Las inspecciones de archivos militares fueron programadas desde el 28 de agosto pasado en una audiencia especial donde participaron representantes de la Presidencia de la República y aseguraron tendrían todo listo para recibir al juez este 21 de septiembre.


Presidencia prometió acceso archivos militares

El 24 de octubre de 2019, el juez Jorge Guzmán ordenó a Bukele entregar una copia certificada del documento Plan de la Campaña Militar 1980-1992, archivos del plan de la Operación Rescate, realizada en el departamento de Morazán, en diciembre de 1981.

La Presidencia también debía brindar al juzgado los archivos de las unidades militares de todo el país, donde podrían estar los datos relacionados a planes militares entre 1980-1992.

No obstante, el 18 de noviembre de 2019, la Presidencia notificó al Juzgado Segundo de Primera Instancia de San Francisco Gotera, en Morazán, que no podría acceder a los documentos de la FAES debido a que no encontraron ningún documento sobre operaciones de brigadas de Infantería realizadas en esos años y que el juzgado podría buscar la información.

Gobierno obstaculizó acceso en marzo

El 6 de marzo pasado, el Ministerio de la Defensa obstaculizó por primera vez el ingreso de comisionados del Instituto de Acceso a la Información Pública (IAIP) para llevar a cabo una inspección de archivos militares entre los años 1970 y 1995, solicitada por la Universidad de El Salvador (UES).

Ese mismo día, el mandatario señaló al IAIP como “el último bastión” del partido FMLN y reclamó que los comisionados llegaron supuestamente a bloquear el Estado Mayor Conjunto de la Fuerza Armada.

Durante los gobiernos del FMLN tampoco hubo acceso a los archivos.

En 2014, durante la presidencia de Mauricio Funes, el exministro de la Defensa, David Munguía Payés, prohibió la entrada a comisionados del IAIP para realizar una inspección de archivos sobre las masacres del conflicto armado. En 2017, el IAIP solicitó que se investigara a la FAES por negar la existencia de archivos militares, durante la presidencia de Salvador Sánchez Cerén.

Conclusiones

El procurador sostiene el irrespeto del Gobierno a una resolución del Juzgado de Instrucción de San Francisco Gotera, irrespetando el derecho a la reparación de las víctimas del conflicto armado. Amparado por diferentes gobiernos, el Ministerio de la Defensa Nacional se ha negado a abrir los archivos militares de la guerra.