En algunos casos ha sido la presión de la competencia la que ha obligado a Uber abandonar un mercado. Así, en China, después de una feroz batalla, Uber tuvo que vender su negocio en 2016 a su rival Didi Chuxing, la principal aplicación china para la reserva de vehículos con conductor.

Economía

Presión de la competencia

AFP

lunes 4, febrero 2019 • 12:00 am

Compartir

En algunos casos ha sido la presión de la competencia la que ha obligado a Uber abandonar un mercado. Así, en China, después de una feroz batalla, Uber tuvo que vender su negocio en 2016 a su rival Didi Chuxing, la principal aplicación china para la reserva de vehículos con conductor.

Un año más tarde, fue en Rusia donde Uber tuvo que bajar la cabeza, forzado a fusionarse con Yandex.Taxi, propiedad del gigante ruso de internet Yandex, en una empresa en que casi dos tercios corresponden al socio ruso.

En marzo de 2018, Uber se retiró del Sudeste Asiático al ceder sus actividades a su competidor regional Grab, una empresa fundada por los malasios y con sede en Singapur.

Pero Uber sigue ofreciendo sus servicios en 65 países y 600 ciudades. La empresa con base en San Francisco, valorada en unos $100,000 millones, pasó la barrera de los 5,000 millones de trayectos en mayo de 2017 y la de 10,000 millones en junio de 2018.