El presidente de la República, Nayib Bukele, dio una semana más a los diputados para que autoricen el préstamo de $109 millones para la tercera fase del Plan Control Territorial y justificando la insurrección pidió más tiempo.

Política

Presidente baja tono en medio de histórica llegada a Asamblea Bukele ingresa al Órgano Legislativo sin tener un aval formal de este, justifica la insurrección pero pide paciencia.

J. Maldonado / Y. Magaña

lunes 10, febrero 2020 • 12:04 am

Compartir

El presidente de la República, Nayib Bukele, dio una semana más a los diputados para que autoricen el préstamo de $109 millones para la tercera fase del Plan Control Territorial y justificando la insurrección pidió más tiempo.

“Démosle una semana a estos sinvergüenzas”, se dirigió a cientos de personas que acudieron a su llamado de concentrarse frente a la Asamblea Legislativa, que a manos del diputado y vicepresidente legislativo Guillermo Gallegos había abierto las puertas al presidente Bukele.

El gobernante ingresó a un Salón Azul que desde horas antes había sido invadido por elementos del Ejército. El coronel retirado y diputado Antonio Almendáriz dijo que, en su vida militar, no había visto tal demostración de fuerza. Pero el Gobierno informó después que era necesaria la protección al Presidente y Gallegos lo atribuyó a medidas del ministro de Seguridad y de la Policía.

El gobernante ingresó y oró, sentado en la silla del presidente legislativo, ausente, así como la mayoría de los 64 diputados que votaron contra esta convocatoria presidencial en la Asamblea Legislativa.

El presidente salió y pidió más tiempo y paciencia, para terminar en un mensaje sobre la elección legislativa 2021.

“El 28 de febrero los diputados van a salir por la puerta de atrás, yo les pido paciencia”, les dijo. Estas serán las primeras elecciones en las participará el partido que promueve, Nuevas Ideas.


 

¿Insurrección?

El presidente insistió en que los diputados han violado la Constitución de la República y justificó la insurrección.

La semana pasada, el gobernante mencionó que la población tiene derecho a utilizar el artículo 87 de la Constitución de la República, sobre la insurrección, si rompían el orden constitucional.

El domingo, sobre una tarima montada desde el sábado frente a la Asamblea, aseguró que él no se pondrá entre el pueblo y el artículo 87. “El pueblo tiene derecho a la insurrección para remover a los funcionarios y restablecer el orden constitucional”.

El fin de semana, antes de la convocatoria presidencial en la Asamblea Legislativa, un seguidor del presidente difundió un vídeo en el cual hablaba de sustituir a los diputados como “derecho a la insurrección”. La disputa se da entre los poderes Legislativo y Ejecutivo sobre un artículo de la Constitución de la República, y la independencia de poderes del Estado.