Economía

Precio de bonos salvadoreños ha caído hasta 15% en 11 días El precio de los bonos comenzó a caer desde el 7 de septiembre ante el riesgo que El Salvador no logre un acuerdo fiscal con el FMI.

Uveli Alemán

jueves 23, septiembre 2021 • 4:45 am

Compartir

Por 11 días consecutivos, el precio de los bonos salvadoreños cayó hasta llegar a perder más del 15 % de su cotización en el mercado internacional.

La caída de los bonos, que es deuda adquirida por inversionistas, inició el 7 de septiembre con la entrada en vigencia de la Ley Bitcoin, pero la reacción del mercado fue interpretada por los analistas como una respuesta al temor que El Salvador no logre un acuerdo con el Fondo Monetario Internacional (FMI) y la tensión política generada por la decisión de los magistrados de avalar la reelección presidencial inmediata.

Esa baja se continuó agudizando hasta acumular 11 días, en los cuales las emisiones de bonos llegaron a perder entre 10 % y 15 %. Esto a pesar que el Gobierno salvadoreño trató de tranquilizar el mercado el 15 de septiembre asegurando en un comunicado, elaborado entre el Ministerio de Hacienda y el Banco Central de Reserva (BCR), que se mantenían las negociaciones con el FMI para un programa fiscal.

41.2 %Ha caído el precio del bono para 2035 desde el 1 de mayo, hace cinco meses. Esta semana llegó a su nivel más bajo desde marzo de 2008.

Le recomendamos: Gobierno anuncia que FMI volverá a revisar la economía salvadoreña

La emisión de bonos con vencimiento para 2035 es la que ha visto su mayor deterioro y se ha colocado en su peor precio en la última década por debajo de los $75, no visto desde marzo de 2008.


Esta emisión de deuda tenía un precio de $86.30 el 6 de septiembre, el día antes que comenzara la caída, y se colocó al cierre de la jornada de ayer en $74.61. Una pérdida en su valor acumulada del 15.6 %.

Similar comportamiento se observó en la emisión para 2050, que también perdió 15.4 % de su valor cotizado en bolsa al pasar de tener un precio de $80.74 el 6 de septiembre a colocarse ayer a $69.94.

La emisión de los bonos para 2029 perdieron 15.3 %, mientras que la colocación para 2023, que es la más próxima a vencerse, acumula una baja de 10.7 %.

“Sin duda hay una mezcla de factores de corte económico y político están teniendo una incidencia en el comportamiento del precio de los bonos y en el nivel de riesgo”, manifestó Rommel Rodríguez, economista de la Fundación Nacional para el Desarrollo (Funde).

 Se detiene la baja.  ¿Es sostenible?

Tras 11 días consecutivos de contracción, en la jornada de este miércoles los bonos detuvieron la caída y mostraron una leve recuperación. “Era normal esperar que, en algún momento llegara a un tope, y a partir de allí a comenzar a cambiar la tendencia”, dijo Ricardo Castaneda, economista sénior del Instituto Centroamericano de Estudios Fiscales (Icefi), quien advirtió que sin embargo “es muy temprano” para determinar si la caída se detendrá.

Lo cierto es que la caída de los bonos, acumulada, es grandísima. Hay bonos que se tenían cotizando a $106 en junio y ahorita están por debajo de $80”.
Ricardo Castaneda
Economista del Icefi

Por su lado, el economista Luis Membreño relaciona la mejora a una reacción del mercado internacional por la decisión de la Reserva Federal (el banco central de Estados Unidos) de mantener sin cambios sus tasas de interés de referencia, así como también una situación menos preocupante por la posible quiebra del gigante inmobiliario chino Evergrande.

Las bolsas mundiales se mantienen en vilo por el temor a que la crisis financiera del grupo, con una deuda acumulada de más de $300,000 millones, contagie a la economía china y se genere una nueva crisis financiera, con repercusiones a nivel mundial. Sin embargo, el gigante inmobiliario anunció ayer un acuerdo con un acreedor local para evitar un impago y eso tranquilizó en cierta medida a los mercados.

Creo que no sería suficiente para explicar (el paro de la caída de bonos) la situación salvadoreña porque en los últimos días ha habido alertas por la situación mundial”.
Rommel Rodríguez
Economista de Funde