Escena

Pizarrín estable, familiares piden orar por él Los doctores dijeron que es un milagro que Carlos Sandoval esté con vida reveló- a Diario El Mundo- la hija mayor del artista salvadoreño, quien brindó una explicación detallada de la condición de su padre.

CARMEN LEMUS / DIARIO EL MUNDO

martes 9, octubre 2018 • 12:00 am

Compartir

Pizarrín, el último sobreviviente de los legendarios payasos salvadoreños que marcaron con sus risas y ocurrencias, la infancia de toda una generación, se encuentra delicado, pero estable en la Unidad de Cuidados Intensivos (UCI), del Hospital Médico Quirúrgico; luego de haber sufrido un derrame cerebral, el domingo por la mañana.

“Mi papi se mantiene en las mismas condiciones. Sus signos vitales están bien. Se mantiene delicado pero está estable. Nosotros lo manejamos así porque él no ha desmejorado y azúcar está a nivel, la presión también está a nivel”, informó- al cierre de esta nota (4:30 p.m.)- Jeame Sandoval de Brenes, la hija mayor de Carlos Sandoval, nombre el artista que da vida al entrañable personaje de Jardín Infantil.

Los médicos, según la familia, están sorprendidos por el estado de Sandoval: “Es un milagro que él esté con vida, pues los doctores dicen que existen tres tipos derrame que pueden dar y a él le dio uno que es el fulminante. Ellos, médicamente, no se explican cómo está con vida. También han dicho que la recuperación será larga y nos dicen que tenemos que tener paciencia, pero que él está estable. A él lo tiene sedado para mantenerlo estable”, detalló Jeame.

Pizarrín tenía una semana de haber regresado de un festival que se realizó en EE.UU. y seguía muy activo con su trabajo en la Casa de la Cultura de Soyapango donde brindaba talleres de risoterapia, de títeres y de emprendedurismo con los niños y jóvenes de La Campanera.

El domingo, de manera súbita, el cómico reconocido como “Distinguido Artista de El Salvador” en la Asamblea Legislativa en 2012 fue internado de emergencia, relató la primogénita: “Mi papi se levantó como de costumbre, se bañó, preparó un café- él iba para misa- y en eso se le adormeció una mano…”.


La mayor de los ocho hijos del artista confesó que ninguno de sus tres hermanas y cuatro hermanos ha continuado la tradición histriónica, pero sin duda alguna han sabido seguir los consejos fundamentales que les ha compartido su padre: “Amar la vida, amar a Dios. Disfrutar los que se hace, porque quien no disfruta lo que se hace comete la peor traición para sí mismo”, confió Jeame y añadió: “Él me decía, en una ocasión, cuando yo estaba pequeña: “Hija si usted quiere vender minutas y vender minutas la va a hacer feliz, venda minutas, pero no se vaya a una oficina a hacer un trabajo que no le gusta porque lo va a realizar mal, va a tratar mal a la gente, va a estar amargada. Si vender minutas lo va a disfrutar porque lo heladito le va a caer, o lo granizado le va a dar alegría, hágalo”.