La comisionada del IAIP ha sido separada de sus funciones por orden del presidente Nayib Bukele. Archivo

Política

Organización reitera que proceso de destitución de comisionada del IAIP es arbitrario El presidente Nayib Bukele ha fundamentado el proceso en la denuncia de una abogada.

Alexander Pineda

viernes 30, abril 2021 • 8:58 pm

Compartir

El presidente de la República, Nayib Bukele, ha actuado de forma arbitraria al iniciar el proceso de remoción de Liduvina Escobar, comisionada propietaria del Instituto de Acceso a la Información Pública (IAIP), señala un estudio sobre la resolución de Bukele elaborado por la Fundación Salvadoreña para el Desarrollo Económico y Social (Fusades).

Es preocupante que en el proceso de destitución que se está realizando contra la comisionada propietaria del IAIP, específicamente en la resolución que ordena suspenderla de su cargo como medida cautelar, no se observa el cumplimiento de los requisitos necesarios para su imposición”. dice la Fundación.

La decisión del mandatario de destituir a la comisionada se ha fundamentado en algunos argumentos expuestos por la denunciante Yeni Carolina Reyes Montenegro, y estos no pueden considerarse que “afecten el funcionamiento del IAIP o que incumpla sus funciones”, expresa la oenegé.

Reyes Montenegro solicitó remover a la comisionada alegando que incumplió labores y afectó el funcionamiento del IAIP al presentar una demanda de inconstitucionalidad en contra de las reformas al  Reglamento de la Ley de Acceso a la Información Pública hechas por Bukele que daban más poder al comisionado presidente en detrimento de las decisiones colegiadas y supuestamente excedían la potestad de reglamentar que tiene el mandatario.

Por otra parte, Fusades señala que la medida cautelar de suspender del cargo a Escobar y retirarle el acceso a datos del IAIP tampoco se ha fundamentado, omitiendo evidenciar las pruebas por las que se ha determinado que la imposición de dicha medida es la adecuada en este caso.

El proceso de remoción iniciado contra la comisionada del IAIP es arbitrario y pone en riesgo la autonomía e independencia que deben caracterizar al Instituto y,además, es contrario a la defensa y promoción del derecho de acceso a la información pública”. concluye la organización civil.