Desde marzo a junio, la mayoría de salvadoreños se mantuvo en cuarentena. / DEM

Nacionales

Médicos coinciden que medidas iniciales ralentizan crisis por covid-19

Roxana Lemus

lunes 12, octubre 2020 • 4:45 am

Compartir

Las medidas iniciales que se tomaron antes de la pandemia y la duración del aislamiento fueron consideradas por algunos médicos como las razones principales por las cuales El Salvador no tiene la elevada cantidad de casos de covid-19 como otros países de la región.

A nivel de Centroamérica, Panamá, Costa Rica, Honduras y Guatemala presentan las estadísticas más altas del nuevo coronavirus.

Hasta el 10 de octubre, Panamá sumaba 119,666 contagios, Costa Rica tenía 86,053 casos, Guatemala presentaba 97,544 casos de covid y Honduras sostenía 82,552. Las estadísticas de El Salvador, solo superan las de Belice y Nicaragua, aunque las cifras de este último no se consideran confiables a nivel internacional.

Al consultar con médicos la razón por la cual las estadísticas locales no se pueden comparar con Honduras, Guatemala, Panamá y Costa Rica, los galenos mencionaron que las medidas iniciales y la duración de la cuarentena, principalmente, han influido en las cifras salvadoreñas.

“La duración de las medidas de aislamiento social, que fueron más cortas en Panamá y Costa Rica, puede estar jugando en su contra…Por otro lado, estos países hicieron una apertura más temprano que El Salvador y eso también puede haber influido, mientras que nosotros tuvimos más retraso que ellos”, dijo Víctor Segura Lemus, médico intensivista.

El especialista dijo que “se generaron buenas medidas” al inicio de la pandemia y mencionó que la parte negativa es que se pudo “haber tenido una estrategia más clara con relación a los datos, a aclarar los datos”.


Indicó que el peligro que corre El Salvador es que podría presentar “un efecto retrasado” en cuanto al alza de casos de covid a nivel regional.

“Ese fenómeno podríamos tenerlo después de ellos. El país tiene como dos meses de retraso en relación a ellos”, advirtió.

Por su parte, Jorge Panameño, expresidente de la Asociación Salvadoreña de Infectología, dijo que “las medidas que se tomaron aquí al inicio contribuyeron a que haya un número menor de casos”.

“Es decir, las medidas iniciales de nuestra fase de contención, no las actuales; entonces, con eso desde un principio sabíamos que iban a haber menos casos”, afirmó, aunque destacó que “no podemos confiar del todo en las estadísticas”.

Asimismo dijo que “un alto porcentaje” de la población ha respondido a las medidas sanitarias, como el uso de mascarilla, alcohol gel y el distanciamiento social.

“Pero hemos podido ver desde la segunda fase de la reactivación económica que un sector de la población, sobre todo jóvenes, que han estado en actividades sociales y también hay que señalaran que en el transporte público no se ha cumplido del todo en las unidades”, precisó.

Añadió que El Salvador abrió después del resto de países la economía y consideró que eso también influyó. Otra galena, que pidió anonimato, lamentó que las medidas hayan afectado la economía del país, pero destacó que ayudaron a “ralentizar los casos”, y eso ha ubicado a El Salvador con menores estadísticas en relación al resto de países de la región.