Buenos Días

Medicina legal lleva 18 meses sin director

Álvaro Cruz Rojas / Editor Jefe

lunes 25, junio 2018 • 12:00 am

Compartir

El Instituto de Medicina Legal (IML) no tiene director desde diciembre de 2016, es decir hace 18 meses, una decisión que inexplicablemente han estado postergando los magistrados de la Corte Suprema de Justicia.

La semana pasada, sindicalistas del IML protestaron por un conflicto laboral con la directora y la administradora de San Vicente, amenazando con suspender el levantamiento de cadáveres y otros servicios esenciales de la institución. Menos mal que la medida no tuvo mayor impacto pero hubiera sido sumamente grave para el país entero si así hubiera sucedido.

¿Qué está esperando los magistrados para elegir un sustituto del Dr. Miguel Fortín, quien fue el último director de la institución y quien por primera vez se transparentó el número de homicidios que se levantaban legalmente en el país? ¿Es tan clave el puesto de director del IML como para que 15 magistrados no se pongan de acuerdo? ¿Hay alguna cuota política al respecto para controlar la institución?

Yo sé que se puede alegar que la institución ha seguido trabajando todo este tiempo, más o menos normal, pero no es necesariamente cierto.

EL IML está definido como “un órgano que contribuye técnica y científicamente en la administración de justicia”  que no solo levanta cadáveres, evalúa casos de violencia intrafamiliar, hace autopsias, evaluaciones psicológicas, análisis químicos en la escena de un crimen, identificación y estudio que pueden funcionar como evidencia en materia legal y exhumaciones, entre otros.

¿Tanta urticaria generó la apertura y la política de denuncia del Dr. Fortín como para temer tanto nombrar a otro director en el IML? No sé qué pueden responder los señores magistrados pero está raro que hayan retrasado tanto este nombramiento.