Buenos Días

Magistrados, ¡no se dejen intimidar!

Álvaro Cruz Rojas / Editor Jefe

lunes 19, noviembre 2018 • 12:00 am

Compartir

Los diputados de la Asamblea Legislativa finalmente lograron un acuerdo para elegir a los cinco magistrados  de la Corte Suprema de Justicia, incluyendo los cuatro de la Sala de lo Constitucional, no sin antes pronunciar una docena de discursos que se puede calificar de “intimidatorios” a los nuevos funcionarios.

El mensaje de algunos diputados a los magistrados en esos discursos se puede resumir en: “No se atrevan a ser independientes como sus antecesores, sean obedientes con nosotros o les vamos a hacer la guerra”.

Pero señores magistrados: ¡no se dejen intimidar! Ustedes se deben a la Constitución, a las leyes, a sus conciencias y por supuesto, al pueblo salvadoreño. No les deben nada a los diputados que votaron por ustedes, era su obligación escoger a los mejores y si así fue, no tienen por qué ser monigotes de nadie.

Señores magistrados, ustedes no pertenecen ni deben sentirse pertenencia de ningún grupo político, de ningún caudillo, de ningún candidato presidencial. Tienen ante sí la misión fundamental de proteger a la ciudadanía en todos sus derechos constitucionales, en sus libertades fundamentales y es su deber ejercer control constitucional de los abusos del poder político, no al revés.

La pregunta que se tienen que hacer ustedes es: ¿quieren dejar huella como magistrados de la Corte Suprema de Justicia, ser recordados como valientes juristas independientes, con carácter y honestidad? ¿O prefieren pasar a la historia como marionetas del poder político?

La decisión está en ustedes, en sus conciencias, en sus actos, en sus decisiones y sentencias. Cumplir sus deberes es lo mejor que pueden hacer como país, eso los convertirá en verdaderos patriotas. Dejarse manosear, dejarse manipular, dejarse utilizar por la partidocracia provocará un enorme daño a la nación y a su propia imagen. Recuérdenlo.