Se ha conocido el domingo pasado el nombramiento por parte del señor presidente electo Nayib Bukele de la profesional Karla Hananía de Varela, socióloga, politóloga y experta en derechos humanos en particular de la niñez y adolescencia; estoy seguro que desde Diario El Mundo por medio de sus editoriales y opiniones tendrá diferentes recomendaciones, sugerencias propuestas para mejorar y transformar la política pública, modelo y estrategia educativa; en esta oportunidad quiero referirme a las principales condiciones de inseguridad y vulnerabilidades que deben atenderse en mi opinión  con prioridad para que todos los cambios propuestos y planificados logren ser una realidad.

Opinión

Los desafíos del próximo ministerio de educación

Ricardo Sosa / Criminólogo

martes 21, mayo 2019 • 12:00 am

Compartir

Se ha conocido el domingo pasado el nombramiento por parte del señor presidente electo Nayib Bukele de la profesional Karla Hananía de Varela, socióloga, politóloga y experta en derechos humanos en particular de la niñez y adolescencia; estoy seguro que desde Diario El Mundo por medio de sus editoriales y opiniones tendrá diferentes recomendaciones, sugerencias propuestas para mejorar y transformar la política pública, modelo y estrategia educativa; en esta oportunidad quiero referirme a las principales condiciones de inseguridad y vulnerabilidades que deben atenderse en mi opinión  con prioridad para que todos los cambios propuestos y planificados logren ser una realidad.

  • Policía Escolar: durante más de una década he sugerido y propuesto la necesidad de una División de Policía Escolar, altamente especializada con hombres y mujeres policías con altas competencias y formación para modificar su rol fuera y dentro de las escuelas e institutos, se debe trascender a dejar de cuidar las puertas y portones, como el perímetro, a contar con policías próximos a los estudiantes, con enfoque de prevención, con departamento de inteligencia y contrainteligencia, tecnología como videovigilancia y otros sistemas, apoyados por la PNC, DAN, Turismo, Unimujer ODAC, entre otros para prevenir y disuadir toda tipología delictiva y expresiones de violencia.
  • Venta y consumo de alcohol y drogas: esta es una realidad que lo demuestran diferentes estudios, investigaciones y notas periodísticas, al punto que se registran hasta docentes vendiendo drogas al interior y exterior de los centros escolares. Los niños, niñas y adolescentes están con su primer contacto a los 11 años con nueves meses en promedio. Algunos alumnos están sirviendo de contacto con mafias que operan alrededor de centros educativos.
  • Pandillas: una subcultura que pretende vender un estilo de vida, fácil y lleno de objetos materiales, vicios, insistiendo que no necesita ser bachiller para lograr sus metas y tener dinero. La pandilla está proporcionando un modelo donde los adolescentes son escuchados, le muestran una figura alterna a la familia, han sido muy hábiles en descubrir las debilidades de la familia salvadoreña.
  • Cultura de violencia: los centros escolares no están ajenos a la realidad del seno familiar, en donde se privilegia la violencia como método de resolución de diferencias.
  • Acoso en perímetro de las escuelas e institutos: si no están adentro, están en el perímetro tratando de reclutar, influir y vender su modelo con seducción o por la fuerza.
  • Acoso sexual y expresiones de violencia: las niñas, adolescentes, señoritas, maestras sufren todo tipo de acoso sexual en el perímetro e interior de las escuelas e institutos; hay múltiples capturas, procesados y condenados, incluyendo docentes y administrativos.

Es fundamental que la nueva ministra de educación designada con su equipo puedan escuchar a diferentes actores a nivel nacional, salgan al territorio, platiquen con los estudiantes, escúchenlos, ellos saben y conocen sus problemas, y también tienen propuestas de solución. Además recomiendo la modificación del horario de clases a jornada completa, que dentro de las escuelas y colegios se hagan las tareas, y se apoye con clases y formación técnica, que se les enseñe valores para la vida, así como para fundar emprendimientos, incorporar materias donde se enseñe cultura de paz y sana convivencia, procesos de nuevas masculinidades, control de ira, enojo y frustración. La escuela para padres debe dar un giro, no se trata de ir a cumplir un requisito de firma, debe capacitar y adiestrar a los padres de familia con temas de actualidad y hablarles de frente, ya que muchos quieren delegar la educación de casa a los maestros. Señora ministra designada, abra las escuelas el fin de semana para que la familia completa disponga de espacios para el sano esparcimiento y el convivio. Usted dirigirá la Institución más grande en personal e infraestructura del Estado salvadoreño, si puede revisar y considerar las anteriores condiciones de vulnerabilidad y respetuosas sugerencias su plan estratégico educativo podrá cumplir y sobrepasar las metas.