Entendemos por piñata financiera presupuestaria aquella repartición que se otorga a las distintas organizaciones de  la sociedad civil sin fines de lucro ONG (…) ergo diría mi abuela. Y, para poner en contexto salvadoreño el saber de nuestros sabios abuelitos, que muy bien entienden eso de repartir dulces sin que cueste un quinto.

Opinión

La piñata financiera presupuestaria y las ONG

Julio Ernesto Palacios / Politólogo, Académico

sábado 5, octubre 2019 • 12:00 am

Compartir

Entendemos por piñata financiera presupuestaria aquella repartición que se otorga a las distintas organizaciones de  la sociedad civil sin fines de lucro ONG (…) ergo diría mi abuela. Y, para poner en contexto salvadoreño el saber de nuestros sabios abuelitos, que muy bien entienden eso de repartir dulces sin que cueste un quinto.

Cabe señalar que las tales ONG son feudos administrativos donde aparcan aquellos amigotes de los gobernantes, y que no alcanzan  una plaza directa en el la planilla del Estado, y los domicilian en esas oficinas para  seguir con el drenaje financiero en dólares y en poder político directo atraves de estas organizaciones que son pagadas por todos los salvadoreños, dado que todos somos en su conjunto humano la expresión del Estado de la República de El Salvador, por ello nos obligamos a poner el grito en el cielo para aquellos que están formulando el Presupuesto y están en la lucha para su aprobación como perros y gatos; unos  para mantener los fondos que reciben los políticos hacia sus feudos sociales(…) y otros para llevar adelante su programación presupuestaria por la vía de cerrar los caminos de la apropiación de fondos estatales, la corrupción, la excepción de impuestos  sin control de la Corte de Cuentas, y de los organismos obligados como la Asamblea Legislativa que no exigen los informes del monto del no pago de los impuestos que genera ese evento exento de impuestos. Y como dice mi abuelita, y si como van vamos a tener un presupuesto equilibrado.

Y a los oídos de la gallarda funcionaria, que nos presentó en el canal televisivo del noticiero matutino del 12  el proyecto de Presupuesto Nacional 2020, que se  sirva de la academia y de sus escuelas de economía para hacer partícipe a la ciudadanía de cómo es posible cerrar esos hoyos financieros que operan con la venia de los funcionarios, y quienes participan en la operatividad por órdenes expresas de quienes dirigen desde los distintos órganos del estado salvadoreño y en el pueblo de MACONDO.

La seguridad financiera de los salvadoreños es también una tarea que los organismos de inteligencia de los distintos entes controladores del Estado aporten sus esfuerzos por ser tarea de todos y todas para unir esfuerzos con quienes son los entes obligados en la administración, para que se sirvan acompañar de la inteligencia emocional y monetaria de los ciudadanos, de a pie calzado o de pie descalzo.

Al preguntarse ¿quiénes y cómo harán el trabajo? Señoras y Señores, tenemos a disposición a: El Banco Central, la OIE, las flamantes superintendencias y  la Corte de Cuentas que deben de estar vigilantes del uso, usufructo, utilidad, beneficio financiero, flujo y reflujo del tráfico de influencias que subyace en las entrañas del poder político administrativo.

¿Por qué se comentó sobre esto? para enterarnos que el poder político se ejerce por medio de las instituciones del Estado, y organizaciones de la sociedad civil (…) con dinero, por dinero, y con mayores cantidades de dinero en la medida que tienen presupuesto gratis, entonces;  alcanzan el número de las sillas para los miles de invitados a la piñata financiera presupuestaria del Pulgarcito de América.