Archivo agencias / DEM

Deportes

La fórmula portuguesa de Cristiano Ronaldo frente a la evolución de España La Roja que viajará a Lisboa no tendrá nada que ver con la que el 15 de junio de 2018 se vio contrarrestada por el triplete de Cristiano.

AFP / Edición Juan Ventura

martes 6, octubre 2020 • 7:36 am

Compartir

Más de dos años después de hacer tablas 3-3 en el Mundial de Rusia, España y Portugal vuelven a medirse el miércoles en un amistoso, en el que la escuadra comandada por Cristiano Ronaldo pondrá a prueba la evolución española.

La Roja que viajará a Lisboa no tendrá nada que ver con la que el 15 de junio de 2018 se vio contrarrestada por el triplete de Cristiano.

Sólo el incombustible Sergio Ramos, el hombre que más veces ha vestido la camiseta nacional (170), el veterano Sergio Busquets y el portero David De Gea sobreviven del once inicial que se enfrentó a Portugal en Rusia.

Y es que España ha vivido un proceso de renovación tras esa cita mundialista, marcada por el traumático despido del entonces seleccionador Julen Lopetegui.

La llegada de Luis Enrique Martínez en julio de 2019 trajo nuevos aires a la Roja, que sigue asentada sobre el toque, el famoso tiki-taka, que le llevó a lo más alto (Mundial 2010, Eurocopas 2008-2012), pero ahora con más verticalidad y sin miedo a buscar nuevos jugadores en cada convocatoria.


- 'El que vuele, vendrá' -
"El que vuele en su equipo vendrá a la selección", es el lema de un Luis Enrique que volvió a la Roja en noviembre del pasado año, tras un paréntesis de cinco meses por la enfermedad y muerte de su hija Xana, cubierto por Robert Moreno, su entonces segundo.

Hasta 50 jugadores en 12 partidos ha utilizado Luis Enrique, que ilusiona de nuevo tras los partidos de septiembre contra Alemania (1-1) y Ucrania (4-0) con la irrupción del joven Ansu Fati, quien encarna la juventud y frescura buscadas por el técnico de la Roja.

"Lo que vi anteriormente me gustó", dijo el viernes Luis Enrique sobre los partidos de septiembre para prácticamente repetir de cara a Portugal con una lista en la que figuras como Jordi Alba, Koke o Saúl Ñíguez dejan sitio a los jóvenes Eric García, Mikel Merino o Ferran Torres para enfrentarse en el José Alvalade lisboeta a los lusos liderados por Cristiano Ronaldo.

Horario salvadoreño.

A sus 35 años, el astro portugués sigue haciendo historia con su selección, tras alcanzar los 101 goles con su doblete contra Suecia (2-0) en septiembre pasado, acercándose al récord absoluto de tantos que detenta el iraní Ali Daei, con 109 dianas internacionales.

- Estabilidad portuguesa -
El cinco veces Balón de Oro es el centro del núcleo duro de una 'Seleçao' que mantiene una estabilidad encarnada en su técnico, Fernando Santos, en su puesto desde 2014 y que frente a España igualará el récord de 74 partidos al frente de Portugal, que detenta el brasileño Luiz Felipe Scolari.

Hasta seis hombres que jugaron contra Suecia estaban en el once inicial contra España en Sochi, prueba de la consistencia de una selección que reina en Europa desde 2016.

A su cetro continental logrado en la Eurocopa hace cuatro años se añade su victoria en la primera edición de la Liga de Naciones el pasado año.

101Golestiene Cristiano Ronaldo en su registro con la selección de portugal.

Apenas cuatro derrotas con 24 victorias y siete empates en 35 partidos jalonan el recorrido luso desde que ganara a Francia en la final de la Eurocopa, todo un aviso para la Roja.

El partido contra España "es muy importante y no podemos relativizarlo" por ser un amistoso, dijo el jueves Santos, que ha sabido ir incorporando a los talentos emergentes.

A la sombra de Cristiano empieza a crecer el joven Joao Félix, llegado al Atlético de Madrid por 126 millones de euros (148 millones de dólares), y en la defensa el incombustible Pepe tiene de pareja al joven Ruben Dias, por el que el Manchester City acaba de pagar 68 millones de euros (79,1 millones de dólares).

Todos ellos estarán en Lisboa para hacer frente a la Roja, pero Santos advierte que, aunque "no habrá experimentos", elegirá a su once teniendo en cuenta que "cuatro días más tarde" hay otro duro partido contra Francia, la campeona del mundo, en el marco de Liga de Naciones.