Los familiares de los presos políticos no tienen acceso a las penitenciarias, exigen se les deje ver. / Foto: La Prensa de Nicaragua.

El Mundo

La CIDH condena la detención del sexto candidato presidencial y de líderes estudiantiles en Nicaragua La presidenta de la comisión señaló que "el asedio a las voces disidentes no se detiene" en Nicaragua.

Europa Press con edición de Leonardo Cerón

martes 6, julio 2021 • 2:42 pm

Compartir

La Comisión Interamericana de Derechos Humanos (CIDH) condenó el arresto del sexto candidato presidencial de Nicaragua, así como de varios líderes estudiantiles y campesinos, expresando su rechazo por estas detenciones de las últimas semanas en el país.

La CIDH también expresó su condena a "la persistente persecución a personas identificadas como opositoras", a cuatro meses de las elecciones generales, así como "al grave deterioro de las condiciones para la realización de elecciones libres y justas".

En ese sentido, el organismo urgió al Gobierno nicaragüense a cesar estas detenciones, a liberar a las más de 130 personas privadas de libertad, a respetar las garantías judiciales, la integridad de las personas, a informar del lugar en los que están detenidos y permitir acceso a sus familias y defensa.

Cada día se ve mas lejos la posibilidad de que  Nicaragua tenga elecciones libres, justas, equitativas. El asedio y la persecución a todas las voces disidentes no se detiene". dijo la presidenta de la CIDH, Antonia Urrejola.

En la última ronda de detenciones, el Gobierno de Daniel Ortega detuvo a los líderes universitarios Lesther Alemán y Max Jerez y a los campesinos Merardo Mairena, Fredyy Navas, Pedro Mena y Pablo Morales.

Opositores arrestados en la noche del lunes 5 de julio. /Foto: Confidencial de Nicaragua.


LEA TAMBIÉN: Régimen de Ortega detiene a Lesther Alemán y cinco líderes universitarios y campesinos

Hasta 21 políticos y periodistas independientes han sido detenidos en la última oleada represiva, incluidos los precandidatos presidenciales Cristiana Chamorro, Arturo Cruz, Félix Maradiaga, Juan Sebastián Chamorro y Miguel Mora.

Todos los encarcelados, a excepción de Cristiana Chamorro, investigada por delitos de supuesto lavado de dinero, han sido acusados bajo lo establecido en la Ley 1055, Ley de Defensa de los derechos del pueblo a la Independencia, a la Soberanía, y autodeterminación para la Paz.