El flujo de Inversión Extranjera Directa (IED) neta que captó El Salvador durante 2017 creció 127.93 % respecto a 2016 y sumó $791.9 millones al término del año pasado, informó ayer el Banco Central de Reserva (BCR).

Economía

Inversión extranjera directa neta creció 127 % al cierre de 2017

Redacción Economía

martes 27, marzo 2018 • 12:00 am

Compartir

El flujo de Inversión Extranjera Directa (IED) neta que captó El Salvador durante 2017 creció 127.93 % respecto a 2016 y sumó $791.9 millones al término del año pasado, informó ayer el Banco Central de Reserva (BCR).

Las economías reciben capitales extranjeros pero también experimentan salidas de este tipo de recursos por pago de dividendos, préstamos, entre otras razones. La diferencia entre ambas cifras (las entradas y salidas) es la IED neta, indicador utilizado por todos los organismos internacionales para comparar el desempeño entre países.

El BCR informó que la IED neta cerró el año pasado en $791.89 millones, siendo éste el monto más alto desde 2012, cuando estos flujos sumaron $466.84 millones.

Además, la IED neta de 2017 fue dos veces superior a la de 2016, cuando se recibieron $347.42 millones. El año pasado, los flujos netos aumentaron en $444.47 millones, es decir, 127.93 % más.

Durante la entrevista Frente a Frente, de la Telecorporación Salvadoreña (TCS), el presidente del BCR, Óscar Cabrera, destacó que la industria manufacturera, el comercio, el sector financiero y la energía fueron los sectores que más inversión extranjera captaron el año pasado.

“El 2017 terminó con un saldo de $792 millones, la inversión extranjera más alta que se ha tenido desde 2013, y de los últimos años. Esto dice que los inversionistas internacionales le están apuntando a la economía salvadoreña”, manifestó.


En un comunicado, el Banco Central informó que las entradas brutas de IED sumaron $1,314.6 millones en 2017 y el 39.2 % se dirigió a la industria, el 22.3 % al sector financiero y el 14.4 % a la energía. Otro 13.6 % fue para el comercio.

Las salidas de IED se redujeron en 46.5 % y sumaron $522.71 millones. Esta reducción y “la estabilidad en las entradas brutas” explican “el importante crecimiento de los flujos netos de IED”, destacó la institución en el escrito.

Latinoamérica fue el gran inversor extranjero en El Salvador, pues de esta región provino el 66.6 % de la IED neta captada por el país en 2017, en particular de Panamá y Honduras. Solo estos dos países invirtieron $267.2 y $157.4 millones en el país, respectivamente.

“La segunda región más relevante respecto al origen de los flujos netos de IED fue Europa, al totalizar $194.2 millones, donde Luxemburgo y España fueron los países más destacados con $89.5 y $47 millones respectivamente”, destacó el BCR.