La familia de Victoria Salazar acudió este lunes a la Cancillería de El Salvador para pedir apoyo en la investigación de, brutal asesinato, y el cuidado de las dos niñas de Victoria. /Foto: AFP.

Nacionales

Indignación internacional por el caso Victoria, la salvadoreña asesinada por policías mexicanos

AFP/Carlos Mario Marquez/Gabriela Villarroel

lunes 29, marzo 2021 • 6:54 pm

Compartir

"Siento indignación, me siento impotente, me siento frustrada, yo hubiera querido estar allí", dice Rosibel Arriaza, cuyas palabras resumen el dolor de El Salvador por la muerte de su hija Victoria Salazar, tras ser sometida y asfixiada por policías en México, el pasado 27 de marzo

Desde las más altas autoridades del país hasta organizaciones humanitarias internacionales, manifestaron hoy su indignación por la muerte de esta salvadoreña de 36 años en Tulum, una ciudad turística en Quintana Roo, México.

Victoria, que vivía en México hace cinco años, era madre de dos adolescentes de 15 y 16 años. La abuela de ambas ya expresó su preocupación sobre la situación de las menores, que siguen en México sin ningún familiar que las proteja.

Victoria "se fue (a México) en busca de mejores oportunidades" y consiguió trabajo en un hotel, contó René, hermano de la salvadoreña. Victoria estaba en el país norteamericano en calidad de refugiada, con una visa humanitaria otorgada por el Estado de México.

"No merecía esa muerte (...) Las autoridades están para proteger a los seres humanos, con todas sus técnicas que tienen para tratar de someter a alguien. Pero eso fue un abuso de autoridad, así es que yo pido justicia", dijo Rosibel, quien llegó con su familia este lunes a la cancillería de El Salvador para gestionar la repatriación del cuerpo.

Rosibel Arriaza pidió el apoyo del Estado salvadoreño para repatriar el cuerpo de su hija y velar por el bienestar de sus dos nietas. /Foto: Gabriel Aquino.


"Recuerda al caso Floyd"

Según la prensa mexicana, Victoria fue abordada el sábado por cuatro policías, tras un altercado con el encargado de un comercio de víveres en el balneario de Tulum.

Oscar Montes de Oca, fiscal del estado de Quintana Roo, dijo que los cuatro policías involucrados aplicaron una "fuerza desproporcionada y con alto riesgo para vida de la víctima", en declaraciones a la cadena de televisión Milenio.

Hubo ruptura de dos cervicales, lo que provoca la fractura de la parte de superior de la columna vertebral y es como ocurre el deceso". Óscar Montes de Oca, fiscal de Quintana Roo.

En un video divulgado por la prensa, se observa a uno de los policías, mujer, colocando su rodilla sobre la espalda de Victoria, mientras ella yace con el rostro hacia el pavimento.

Los uniformados se encuentran detenidos y serán presentados ante un juez para ser imputados por el delito de feminicidio, que se castiga con hasta 50 años de prisión.

El propio presidente mexicano, Andrés Manuel López Obrador, calificó el hecho como un "brutal asesinato", mientras que su par de El Salvador, Nayib Bukele, pidió sanción para los responsables.

La directora de Asistencia y Protección Humanitaria de la cancillería salvadoreña, Ana Irma Rodas, está en Tulum para dar seguimiento al desarrollo del caso.

La madre de Victoria pidió "justicia": "No veo yo una causa justificada (de su detención). Pienso que los seres humanos tenemos derecho a la vida, independientemente de lo que haya sucedido en ese momento".

"El caso de mi hija lo están comparando con el caso de (George) Floyd en Estados Unidos", aseguró, en alusión a la muerte de un afroestadounidense a manos de un policía blanco durante su arresto, que causó conmoción mundial y desató una ola de protestas contra la brutalidad policial y la discriminación.

Según Wilfredo Medrano, del directorio de la ONG Tutela Legal María Julia Hernández, "lo que ha pasado es una brutalidad de las autoridades mexicanas, es un grave acto de violación a los derechos humanos de Victoria".

Medrano también comparó los hechos con lo ocurrido el 25 de mayo de 2020 en Mineápolis, Estados Unidos, con George Floyd.

Hay que sentar un precedente. Creo que la brutalidad se está volviendo frecuente, hay que juzgar a estos cuatro policías mexicanos, hay que individualizar quién fue el responsable". Wilfredo Medrano, Tutela Legal.

El presidente mexicano, Andrés Manuel López Obrador, aseguró que los culpables del asesinato de Victoria ya están siendo procesados. Prometió que no habrá impunidad en este caso. /Foto: AFP.

Pedidos de justicia

Rosibel también pidió que los responsables rindan cuentas: "Aunque sé que mi hija ya no volverá a la vida, eso yo lo sé, pero en el área moral y emocional, yo estaría más que satisfecha que esos señores [policías] pagaran".

La agencia de las Naciones Unidas para la Igualdad de Género y el Empoderamiento de la Mujer, conocida como ONU Mujetes, condenó el asesinano de Victoria y reclamó que "los cuerpos policiacos tienen la obligación de garantizar la seguridad de las personas".

Hacemos un llamado a que, de conformidad con la ley vigente y aplicable, se investigue su muerte con perspectiva de género y se tomen las medidas correspondientes para prevenir y sancionar cualquier acto de violencia contra las mujeres". ONU Mujeres, México.

"El crimen conmueve y es condenable desde todo punto de vista", declaró a la AFP el coordinador de la ONG Comisión de Derechos Humanos (CDHES), Miguel Montenegro, quien abogó porque "se castigue con mucha fuerza a los agentes que cometieron el delito", para que el caso no quede impune.

Por su parte, la coordinadora de la Colectiva Feminista, Morena Herrera, lamentó que desde el grupo de policías de México se haya "ensañado" con Victoria, y clamó "pronta justicia" para reivindicar su memoria.

El director del Instituto Salvadoreño del Migrante (Insami), César Ríos, aseguró que la situación de su compatriota "no es un caso aislado" en México, y recordó la muerte en enero de 16 migrantes guatemaltecos, cuyos cuerpos fueron hallados en un vehículo baleado y quemado en Camargo, estado de Tamaulipas, fronterizo con Estados Unidos. Por ese hecho hay una docena de policías mexicanos detenidos.