Archivo

El Mundo

Iberoamérica pide no "acaparar" vacunas contra un covid que pone de rodillas a varios países En un momento crítico para Latinoamérica, líderes de la región y la península ibérica, hicieron un llamado a la conciencia de las naciones más desarrolladas.

AFP/Europa Press

miércoles 21, abril 2021 • 7:46 pm

Compartir

Iberoamérica rechazó el "acaparamiento" de vacunas por parte de los países más ricos en  momentos en que el coronavirus pone de rodillas a varias naciones de ese bloque y a India, mientras Europa promete acelerar una inoculación que avanza a pasos de gigante en Estados Unidos.

En la Cumbre Iberoamericana que cerró este miércoles en Andorra, los 22 países del bloque pidieron en su declaración final "que el acceso, la compra y la distribución de las vacunas (...) sean universales" y evitar su "acaparamiento".

El llamado coincide con un duro embate de la pandemia en América Latina, segunda región más enlutada del mundo con más de 873.000 fallecidos y 27,4 millones de contagios (Caribe incluido), que actualmente registra récords de muertes e infecciones.

En momentos en que la región ha inoculado a menos del 10% de su población, la mayoría de los mensajes de los líderes latinoamericanos, que intervinieron de forma telemática, coincidieron: no llegan suficientes vacunas, indispensables para acabar con la pandemia y empezar la recuperación poscoronavirus.

Los países ricos, que representan el 16% de la población, tienen el 54% de las vacunas, y tienen más de las vacunas que necesitan; es necesario que juntos levantemos la voz ante esta circunstancia". Carlos Alvarado, presidente de Costa Rica.

El presidente de Panamá, Laurentino Cortizo, criticó el actual contexto de reparto de vacunas, apelando a la "solidaridad" de la comunidad internacional: "De nada nos sirve que pocos países vacunen mucho y muchos países vacunen poco. La solidaridad debe ser global".


Mal momento

El sistema Covax de la Organización Mundial de la Salud (OMS), ideado justamente para abastecer a los países más pobres de vacunas, fue duramente criticado por sus demoras en insuficiencia.

En tanto, Colombia autorizó que el sector privado compre y distribuya las vacunas anticovid bajo condiciones, en tanto Panamá permitirá que las mujeres mayores de 50 años y los hombres mayores de 30 se vacunen con AstraZeneca si lo desean, sin tener que esperar a que les llegue el turno.

En Argentina, que registró casi 30.000 casos en un día y superó los 60.000 muertos, la ministra de Salud, Carla Vizzotti, advirtió que el país enfrenta el peor momento de la pandemia y pidió priorizar la salud sobre la política cuando la alcaldía de Buenos Aires resiste en la justicia al cierre temporal de escuelas ordenado por el gobierno federal.

El Comité de Operaciones de Emergencia (COE) de Ecuador pidió por su lado al saliente presidente Lenín Moreno decretar un estado de excepción, que incluye un toque de queda y la obligación de implementar el teletrabajo en los sectores público y privado debido a la pandemia.

"Un huracán"

En tanto, India, un gigante de 1.300 millones de habitantes, registró un récord de 2.000 muertos en 24 horas y cerca de 300.000 nuevos casos, en una de las olas más graves del coronavirus, que deja en todo el mundo más de tres millones de muertos y más de 142 millones de contagios desde que se detectó en China a finales de 2019.

La situación estaba bajo control hace unas semanas y la segunda ola llegó como un huracán". Narendra Modi, primer ministro de la India

India sufre escasez de vacunas, por lo que prohibió las exportaciones de la fórmula de AstraZeneca que produce localmente, mientras los hospitales están cada día más colapsados.

En el resto del mundo, los gobiernos temen repuntes similares de casos, mientras las campañas de inoculación avanzan de manera dispar.