Economía

Factura petrolera de El Salvador se desplomó en $550 millones El monto de 2020 es 36.8 % inferior al total de importaciones de derivados de petróleo en 2019, en volumen equivale al consumo de 2015.

Uveli Alemán

jueves 28, enero 2021 • 5:30 am

Compartir

El Salvador pagó en 2020 la factura petrolera más barata de los últimos 15 años y significó una caída de $550.1 millones frente al año anterior, indican los datos del Banco Central de Reserva (BCR).

El país es un importador neto de los productos derivados del crudo y su margen de maniobra para responder a la inestabilidad del mercado es limitado. De esa manera, los costos pagados en la factura petrolera en 2020 se encuentran influenciados, en parte, por una caída en el precio internacional del petróleo ante el confinamiento de las economías para frenar la expansión del nuevo coronavirus.

Sin embargo, el país no estuvo ajeno a esta realidad e implementó una cuarentena domiciliar por más de cinco meses, entre marzo y agosto, que redujo en los primeros tres meses la actividad económica al 20 %.

El cierre del tejido productivo junto a las restricciones de movilidad y el menor precio del crudo a nivel internacional ocasionaron que El Salvador reportara la factura petrolera más barata de los últimos 15 años.

El BCR registra que los salvadoreños pagaron $943.63 millones por la compra de 2,233.6 millones de kilogramos de productos derivados del crudo.


El monto monetario es el más bajo desde 2005, mientras que el volumen importado se encuentra en niveles de 2015.

El valor pagado por la factura petrolera al término de 2020 representa una caída del -36.8 % frente a los $1,493.7 millones reportados en 2019. En tanto, el volumen importado revela una baja del -17.8 %.

¿Qué se compró?

El Salvador compró principalmente gasolinas por $319 millones en 2020, equivalente a una baja de $144 millones si se compara con los $463 millones (-31 %) importados por este hidrocarburo en 2019.

El segundo derivado más demandado fue el diésel con importaciones que llegaron a $242.5 millones. El BCR registra que las compras fueron $183.5 millones inferiores a los $426 millones adquiridos en 2019, un -75.6 %.

El Banco Central reporta que las importaciones de gas propano fueron las únicas que aumentaron y llegaron a $150.1 millones. Aumentaron $49.1 millones, un 32 % más que el año anterior.

36.8 %ReducciónEl gasto en la factura petrolera se redujo -36.8 % en 2020, dijo el BCR. .
$933MillonesRepresentó la factura petrolera en 2020, fue $550.1 millones inferior.
15AñosEl costo de la factura petrolera en 2020 fue la más baja desde hace 15 años.

En el resto de la estructura de la factura petrolera se encuentra el fuel oil (Bunker C) con importaciones por $62.3 millones, las compras de aceites y grasas representaron $57.1 millones, el keroseno para motores significó $32.5 millones, y los líquidos para sistemas fueron $4.7 millones, mientras que el coque sin calcinar representó $3.2 millones.

¿A quiénes se compró?

Aunque las importaciones de productos derivados de petróleo se redujeron en casi todos los mercados que suplen a El Salvador, el BCR reporta que Estados Unidos se mantuvo como el principal proveedor para el mercado.

Las refinerías y productoras estadounidenses enviaron derivados del petróleo valorados en $868.27 millones al cierre de 2020, unos $432 millones menos que en 2019.

El segundo proveedor es Panamá con compras por $40.6 millones, le sigue Ecuador con importaciones por $10.8 millones, y México envió productos valorados por $5.7 millones.