En China, donde apareció por primera vez, hubo hasta ahora unos 80.000 casos y 2.870 fallecimientos. Desde enero el país sigue paralizado por las importantes medidas de contención. Foto: AFP

El Mundo

Expertos aseguran que propagación rápida del coronavirus se debe a una transmisión fecal

Redacción web/DEM

domingo 1, marzo 2020 • 9:09 am

Compartir

Tras el hallazgo de partículas vivas del nuevo coronavirus en muestras de heces, investigadores chinos indicaron que el excremento de las personas infectadas por esta enfermedad podría haber causado su propagación rápida, informó el diario El Financiero, de México.

Para estos expertos, el descubrimiento indica que una ruta fecal-oral podría haber dado paso al coronavirus para causar brotes de gran intensidad en algunos cruceros, tal como sucedió con el Diamond Princess, barco que estuvo bajo cuarentena alrededor de dos semanas en Yokohama, Japón.

“Este virus tiene muchas vías de transmisión”, aseguró el Centro Chino para el Control y Prevención de Enfermedades (CDC), agregando que “el virus también se puede transmitir a través de una posible ruta fecal-oral. Esto significa que las muestras de heces pueden contaminar las manos, la comida, el agua” y causar infección cuando los microbios entran en la boca o los ojos, o se inhalan, detallaron.

La CDC recomendó medidas de saneamiento e higiene con el objetivo de evitar la transmisión fecal-oral de la enfermedad, entre ellas se encuentran: no ingerir alimentos crudos, hervir el agua antes de beberla, lavarse las manos frecuentemente, desinfectar los inodoros, y prevenir la contaminación del agua y alimentos con heces de pacientes infectados.

De igual forma, médicos del Hospital Pulmonar de Wuhan en el centro de China, realizaron un estudio en el que determinaron que es posible detectar el virus a través de pruebas rectales, pese a que otras pruebas den negativo.

Los médicos señalaron que los pacientes pueden tener el virus en el intestino en una etapa temprana o tardía de la enfermedad, y que se debe considerar un análisis de sangre para detectar anticuerpos contra el virus a fin de comprender mejor los patrones de infección.


Esto fue determinado, gracias a que el coronavirus se encontró en hisopos orales y anales, y en sangre, lo que indica que los pacientes infectados pueden eliminar el patógeno a través de vías respiratorias, fecales-orales o fluidos corporales, indicaron los autores.

En China, donde apareció por primera vez, hubo hasta ahora unos 80.000 casos y 2.870 fallecimientos. Desde enero el país sigue paralizado por las importantes medidas de contención.