Los tres hermanos manejaban la plataforma de captación de fondos y de momento, están prófugos.

Nacionales

Estafa de caso Forex asciende a $10 millones según la fiscalía La audiencia inicial por los 57 casos judicializados ayer, está programada para el 10 de septiembre en el Juzgado Sexto de Paz de San Salvador.

Juan Carlos Vásquez

viernes 4, septiembre 2020 • 12:05 am

Compartir

La plataforma de internet Forex que los hermanos Carlos José, Gerardo Javier y José Ricardo Rivas Álvarez utilizaron para  estafar supuestamente a cientos de inversionistas, acumuló más de 500 denuncias con un monto de hasta $10 millones de defraudación.

Los tres imputados que tienen orden de captura internacional tienen ya cuatro expedientes que la Fiscalía presentó en diversos juzgados de paz, pero por economía procesal tres de ellos se acumularon en uno solo en el Juzgado Octavo de Instrucción de San Salvador.

El último expediente fue iniciado ayer en el Juzgado Sexto de Paz de San Salvador por afectación patrimonial en perjuicio de 97 personas en 57 casos, dijo el fiscal que tiene la amplia investigación.

En este cuarto proceso lo estafado asciende a $469,808.50, según la denuncia que las víctimas interpusieron para que el Ministerio Público les abriera la investigación a los tres hermanos y buscar la forma de recuperar el dinero.

Consultores Forex por invertir $1 mil, ofrecían que al año iban a ganar entre $3 mil o $4 mil, uno de los requisitos era que dentro de ese año no se podía sacar ningún cinco; ya después del año, las víctimas hacían las peticiones para retirar dinero y siempre les ponían excusas de que no podían, de que estaban en trámites”, explicó el fiscal.

Según el informe del representante de la Fiscalía, por los primeros tres expedientes acumulados en el Juzgado Octavo de Instrucción, el próximo 5 de octubre van a presentar el dictamen de acusación (investigación final) en contra de los hermanos Rivas Álvarez.


La pretensión del ente acusador es que en la audiencia preliminar, el juez admita toda la prueba y ordene que uno de los seis tribunales de sentencia de San Salvador, analice en vista pública todos  los elementos probatorios de forma íntegra.

El fiscal a cargo de la investigación adelantó que en los próximos días presentarán un quinto proceso por otra considerable cantidad de víctimas que han identificado a los tres hermanos como sus estafadores.

 

Dolo

Según las indagaciones de la Fiscalía, los imputados desde el principio tenían un plan armado y se idearon la estrategia a seguir para hacerse de una buena cartera de inversionistas quienes creyeron en su propuesta.

Los convencieron para que invirtieran con la cantidad de $1,000, pero muchas personas ante la atractiva oferta decidieron hacerlo con una cifra mayor pues los procesados manifestaron que su dinero iba a ser invertido en la bolsa de valores y mercado de divisas.

A las víctimas les presentaron la plataforma digital y les asignaron claves de acceso para que consultaran y vieran como fluctuaba su dinero, pues sus ganancias iban desde el 15 y 20 %, un porcentaje que superaba los intereses que ofrecen los bancos del sistema financiero.

Los afectados en sus denuncias han dicho que luego del año comenzaron a exigir sus ganancias, pero los tres hermanos no respondieron y al verse defraudados económicamente decidieron acudir a la Fiscalía para que se iniciaran acciones.

El 4 de marzo de 2019, Diario El Mundo publicó que la Fiscalía y la Superintendencia del Sistema Financiero investigaba denuncias contra tres hermanos que captaban fondos ilegalmente para inversiones de alto riesgo y supuestamente invertían en un mercado especulativo de divisas en el exterior.

Tras la investigación, la fiscalía los acuso por estafa el 20 de junio de 2019, por $226 mil. Los tres hermanos están prófugos desde entonces.

 

Solo 20 víctimas han recuperado dinero  

 

El pasado 16 de marzo, en una audiencia especial a unas 20 víctimas se les reembolsó los $1 mil que habían invertido, luego que los abogados de los tres imputados llegaran a un acuerdo conciliatorio.

A las víctimas se les entregó en sobres, las cantidades que habían investido, esa cifra es mínima en comparación a las 500 personas que aún siguen sin recuperar su dinero y que desde el inicio han dicho que es lo único que les interesa.