Archivo DEM.

Política

Es ilegal que funcionarios públicos bloqueen a usuarios en redes sociales: Fusades Fusades considera que las redes sociales debe ser aprovechadas para propiciar el diálogo.

Azucena Henríquez

viernes 4, diciembre 2020 • 12:39 pm

Compartir

Las redes sociales constituyen actualmente un canal importante de comunicación y de interacción entre la ciudadanía y la Administración Pública, sin embargo, para la Fundación Salvadoreña para el Desarrollo Económico y Social (Fusades), en nuestro país es necesario una normativa que regule su uso.

Asegura que la falta de regulación de las redes sociales de los servidores públicos ha generado, en algunos casos, usos indebidos, como por ejemplo, los bloqueos selectivos de usuarios a dichas redes.

El pasado 23 de abril, el director ejecutivo de la organización Acción Ciudadana, Eduardo Escobar, presentó una demanda de amparo ante la Sala de lo Constitucional de la Corte Suprema de Justicia (CSJ) para que ordenara al presidente de la República, Nayib Bukele, desbloquearlo a él y a otros ciudadanos de su cuenta de Twitter, al menos, mientras durara la emergencia nacional por covid-19.

Escobar afirmó, en ese momento, que el bloqueo de usuarios obstaculiza el libre acceso "a la fuente principal que produce o contiene datos, informaciones y documentos sobre el gobierno del presidente Bukele, pues no puedo verificar sus tuits con ese tipo de contenido".

Esa fue la primera demanda de amparo conocida en contra del presidente de la República por bloquear a ciudadanos. Desde el inicio de la gestión de Bukele, varios usuarios críticos del Gobierno han denunciado haber sido restringidos de acceder a la cuenta de Bukele.

Fusades, por su parte, afirma que las redes sociales oficiales creadas como canales de comunicación de la Administración Pública en un espacio abierto no pueden ser restringidas injustificadamente a las reacciones de los usuarios, ya que ello vulnera el derecho a la libertad de expresión en torno a lo divulgado por la Presidencia.


Además, agrega en su documento denominado "Análisis Legal e Institucional" que en varios países ya se ha analizado este tema y hasta se señalado que las instituciones y los servidores públicos no deben bloquear a los ciudadanos, sino aprovechar este nuevo escenario interactivo para propiciar el diálogo.