Editorial

miércoles 18, marzo 2020 • 12:00 am

Empresa privada, motor de apoyo ante el Covid-19 La empresa privada, generadora de empleos y riqueza, siempre está presente en crisis y catástrofes para ayudar.

Compartir

La movilización de recursos desde empresas privadas ha sido un factor de éxito para las primeras medidas implementadas por las autoridades ante la amenaza de la pandemia de coronavirus.

Alimentos en los recintos donde se concentra a personas en cuarentena, donaciones de equipo audiovisual, la continuidad de servicios que ahora son tan básicos como la energía, la telefonía y el internet, han sido posibles gracias a la capacidad logística y organizativa de empresas privadas.

Esto demuestra la creciente fortaleza que se tiene para solucionar los problemas del país, si dicha coordinación se fomenta, no solo en momentos como el presente.

La economía del país depende en buena medida de la existencia de empleos y del libre intercambio de bienes y servicios, buena parte de estos están en el sector privado, que ahora asume su responsabilidad social aportando en un momento de crisis que afecta a todos.

Hay que tener en mente también que la empresa privada, generadora de empleos y riqueza, de la que depende la mayoría de la población, también necesitará estímulos económicos y condiciones para salir adelante después de este episodio horrible que nos tocará pasar.

El Salvador saldrá delante de esta emergencia, pero los retos nacionales seguirán estando allí. Ojalá esta coordinación entre sector público y privado se mantenga y que de manera eficiente y oportuna saque a la luz lo mejor de este país.