Economía

El Salvador perdió 36 % de su bosque cafetalero en las últimas tres décadas El boque cafetero, considerado el pulmón ambiental del país, se redujo en 83,860 manzanas desde 1992.

Uvelí Alemán

jueves 10, diciembre 2020 • 6:00 am

Compartir

La extensión del parque cafetalero salvadoreño se redujo 36 % en las últimas tres décadas, según la Asociación Cafetalera de El Salvador (Acafesal) y quien insiste en que si no se implementa un salvataje en los próximos dos años el sector se reducirá al mínimo.

El café ha estado presente en la economía salvadoreña por más de 200 años y logró su máximo desarrollo el siglo pasado, al punto que El Salvador se colocó en la década de 1970 como el quinto productor mundial y era el cuarto exportador con una cosecha cercana a los cinco millones de quintales.

Esta época quedó atrás y ahora el sector asegura que sin “apoyo del Gobierno la caficultura colapsará en dos años”. Omar Flores, presidente de la gremial, detalló que el parque cafetalero ha perdido el 36 % de su extensión en los últimos 28 años al pasar de representar 234,600 manzanas en el ciclo 1992-1993 a tener en la actualidad un área de 150,740 manzanas.

El cultivo de café es la actividad agrícola que por años ha dado a este país ingresos para realizar diferentes obras de infraestructura”, Omar Flores, Presidente de Acafesal

Esto equivale a, según estimaciones de la gremial, una pérdida de 83,860 manzanas de café en las últimas tres décadas. Junto a la reducción del bosque cafetalero, que se considera el pulmón ambiental de El Salvador, el sector ha visto una caída en su producción superior al 83 %.


Baja producción

Flores recordó que en 1992-1993 la producción fue superior a 4.2 millones de quintales oro uva, una cifra que, al comprar con la reciente cosecha de 2019-2020 en 740,100 quintales, muestra una caída de hasta 3.5 millones de unidades.

La Acafesal destacó que las importaciones de café de los últimos cinco años equivalen al 35 % de la cosecha nacional, unos 288,000 quintales de café oro uva por año.

El vocero de la Acafesal aseguró que el deterioro de la caficultura responde en que en las últimas tres décadas “todos los gobiernos nunca realizaron ninguna política y acciones para mejorar la caficultura de nuestro país”, derivando así a que “en estos momentos son la causa de la crisis”.

Todo esto ha ocasionado que El Salvador tenga la menor productividad por hectárea de café en Centroamérica. Según un estudio del Instituto Interamericano de Cooperación para la Agricultura (IICA), en el país se sacan seis quintales de café verde mientras que en Guatemala se tiene un promedio de 15, Nicaragua 19, Costa Rica 26 y Honduras el 34.

Nueva petición al Gobierno

Debido a esta situación, la Acafesal envió una tercera petición al presidente Nayib Bukele para que ejecute un plan que le permita al sector salir de la crisis.

Incluso antes de que Bukele asumiera como presidente, la Acafesal entregó su primera petición el 26 de marzo de 2019 y en junio de 2019 presentó la segunda. En tanto, este 8 de diciembre de 2020, envió una tercera alertando que el sector se encuentra al límite.

36 %ReducciónEl parque CAFETALERO se ha reducido UN 36 % en los últimos 28 años.
83 %ProducciónLa producción de café se ha reducido un 83 % desde 1992.
1980DecadenciaEl café pasó de representar el 40 % de la producción agrícola en 1980 a tener una participación del 4 % en 2016.

La carta contiene las mismas peticiones que la gremial le pidió al gobierno anterior en cuanto a reestructurar la deuda, crear una línea de créditos para la renovación y mantenimiento de las fincas, crear un instituto de innovación, normar el canon de transformación y dar un reconocimiento por su aporte ambiental.

Pérdida de 150,000 quintales por Iota

El presidente de la Acafesal indicó que las afectaciones del huracán Iota ocasionaron la pérdida de 150,000 quintales de café, luego que el grano maduro se cayera ante el exceso de humedad.

“Por el exceso de agua, al no tener oxigenación, la planta no podía alimentarse y eso hizo defoliación y caída de grano verde. Estamos a la expectativa de la roya que está en su pleno apogeo”, indicó.

La gremial prevé que el ciclo 2020-2021 deje una producción de 650,000 quintales, lo cual significaría una disminución de 90,100 quintales frente a los 740,100 del período 2019-2020. Equivale a una caída del 12 % y sería el segundo ejercicio con bajas pues para el ciclo que cerró este año se redujo 22 %.

Beneficios del cultivo en El Salvador

  • Se estima que en El Salvador por cada manzana cultivada se contabilizan entre 3,000 y 4,000 plantas de café, donde hay hasta 100 árboles de sombra. Es generador de biodiversidad.
  • El sector caficultor es el principal generador de ingresos en la zona rural con 37,005 empleos en el ciclo 2019-2020. La cifra, sin embargo, es menor a los 47,756 reportados en la cosecha anterior.