Editorial

miércoles 3, marzo 2021 • 12:00 am

El país necesita diálogo, aprender a comunicarse Es hora de terminar el capítulo de confrontación que el país heredó de la guerra. es hora de construir puentes y hallar soluciones.

Compartir

Con el resultado electoral del domingo, tan claro y tan evidente, el país debe replantearse la necesidad de diálogo, de cómo aprender a comunicarse y acabar con ese ciclo de confrontación política que se heredó de la guerra civil.

Es hora de construir y hallar soluciones para los inmensos problemas nacionales. El país necesita un proyecto de nación que marque el rumbo claro al desarrollo, la prosperidad, manteniendo los valores democráticos fundamentales, la paz, el Estado de Derecho y la seguridad ciudadana tan afectada en las últimas décadas.

Para eso necesita el concurso de todos. Confrontar por confrontar ya no sirve. La clase política opositora debe cumplir su papel pero también debe comprender que sus estrategias han fracasado y se tienen que volver propositivos, ayudar a construir, no a destruir, ni a acabarse los unos a los otros como era la costumbre.

Por otro lado, la empresa privada, que seguramente aspira a que la nueva realidad política garantice el Estado de Derecho y reafirme la seguridad jurídica, también deben apostarle a construir puentes, a dialogar con el gobierno para establecer las condiciones óptimas de inversión. No se trata de renunciar a sus reinvindicaciones, sino de enfocarse.

Igualmente el Gobierno debe hacer su parte. El pueblo ha votado y así es la democracia. El presidente Bukele y su partido también deben dar muestras de diálogo y entendimientos con todo el país, administrar las diferencias y entender que esas diferencias no significa ser enemigo. Hay que admitir que hay una gran fe y confianza en el presidente y eso es bueno, pero también trae grandes responsabilidades y una de ellas es gobernar para todos en armonía, para encontrar soluciones.