Niñas y niños de los departamentos de La Libertad, Chalatenango, Cabañas y San Salvador están dentro del programa Campeonas y Campeones del Cambio. / Cortesía.

Nacionales

El fútbol para empoderar a las niñas Plan Internacional también desarrolla el programa de escuelas de liderazgo político transformador en género, enfocada en niñas.

Iliana Cornejo

lunes 11, octubre 2021 • 4:45 am

Compartir

En casi todas partes del mundo, el fútbol es visto como un deporte para hombres, pero desde el proyecto comunitario de Plan Internacional,  Campeonas y Campeones del Cambio, el fútbol es visto como un deporte para todos, que incluye a las niñas y construye una masculinidad inclusiva en los niños de cuatro departamentos del país.

“Queremos romper brecha con el fútbol, este fútbol es parte de los juegos que se han visto más masculinizados, como las carreras técnicas, ingeniería, y las que tienen que ver con Ciencia y Tecnología. Y se nos ocurrió hacer este enganche de fútbol tres, porque con esto, las mismas niñas y niños ahora también comparten en un espacio comunitario, en un espacio público”, explica Yesenia Arévalo, quien es la directora del programa en Plan Internacional.

El programa tiene como fin fortalecer a las niñas, pero también a los niños de las comunidades, formándoles en igualdad de género.

Arévalo explica que el programa empieza con formación para niñas separada de los niños, principalmente, porque en las niñas se trabaja su autonomía, su confianza, cómo ser asertiva con ella misma y estar informada de sus derechos, además de reconocer la violencia basada en género.

Mientras que con los niños, trabajan su masculinidad y que esta se transforme para que sumen a la sociedad, con una construcción de igualdad de género.

“Ya no trabajamos solo con los niños y niñas, sino con las familias. Tenemos un modelo de  familias protectoras que busca para generar un modelo favorecedor de estos cambios, en la promoción de la justicia de género, por eso involucramos a los hombres, a los padres, a otros niños, a otras juventudes”, añade Arévalo.

Después de haber cumplido con el 40 % de formación, los niños y niñas pasan a la siguiente etapa: el juego. Ahí ponen en práctica toda la formación aprendida: reconocer, apropiarse, entender las masculinidades inclusivas, respetuosas, igualitarias y no violentas.

Este es uno de los programas de plan El Salvador para empoderar a las niñas de Chalatenango, Cabañas, La Libertad y San Salvador, y que es desarrollado desde el año 2017, en el país, y se ha multiplicado en otros países.

Yeimi es una de las niñas del programa Campeonas y Campeones del cambio, en la zona costera.  “He aprendido del proyecto de Campeonas y Campeones del Cambio que tenemos valores, derechos y una igualdad de género”, dice Yeimi, mientras sueña con aprender a pintar “profesionalmente” y patea un balón de fútbol.

Plan también tiene el programa de escuelas de liderazgo político transformador en género, que forma liderezas locales y está enfocado en empoderar a niñas de las comunidades.

 

El dato

La ONU declaró el 11 de octubre como el día de la niña para reconocer sus derechos y los problemas a los que las niñas se enfrentan en todo el mundo.