Las clases virtuales con esta transformación en las aulas se implementaron desde este 2021. / Gabriel Aquino

Nacionales

El covid-19 abrió la puerta a un bachillerato en línea en el Ricaldone El colegio prestó equipo informático a 10 estudiantes para que siguieran recibiendo sus clases.

Jaqueline Villeda

jueves 11, marzo 2021 • 4:00 am

Compartir

El coordinador académico del Instituto Técnico Ricaldone, Francisco Chávez, relató como este primer año educativo virtual les ha impulsado como institución académica privada a mayores avances tecnológicos, y abrió la puerta a otras opciones como la ejecución de un futuro bachillerato en línea similar a la forma de enseñanza actual.

“Realmente no nos costó mucho, a nosotros como colegio, como Ricaldone, con nuestros maestros que veníamos capacitándolos desde hace mucho tiempo, no por el hecho de que iba a haber algo muy parecido a la pandemia, no, nuestra idea era que nuestro docente tuviera la capacidad de poder utilizar la tecnología para enseñar”, relató el docente.

Con una computadora a doble pantalla, una cámara de alta definición instalada, una pizarra, una tableta gráfica y lápiz digital y un par de audífonos de diadema (estos últimos tres individuales), cada uno de los 77 profesores, han sido equipados en el colegio, tanto aquellos que utilizan talleres prácticos para impartir conocimiento, como los 24 salones de clases.

De toda la planta docente, el colegio a exceptuado a seis que hacen teletrabajo por motivos de salud y distancia.

“Yo en lo personal tuve una reunión con el director del colegio y le voy a presentar al consejo educativo un bachillerato en línea”. Francisco Chávez, El coordinador académico del Colegio Ricaldone


De manera intermitente los profesores asisten un día al colegio, y al siguiente imparte clases desde sus casas, repartiéndose un aula por cada dos maestros, todo realizado a través de las plataformas de Moodle (con la que ya se trabajaba previo a la pandemia) y Microsoft Teams.

“Yo paso por los salones haciendo la supervisiones del día y veo a los maestros bailando con los chicos y haciendo micos y pericos aquí en el aula en el computador, y los niños igual, y tratamos que sea divertido”, comentó el administrador académico.El Ricaldone lleva a cabo no solo clases teóricas a través de plataformas virtuales, pues continúan realizando demostraciones en las clases prácticas con la maquinaria correspondiente, e impartiendo natación, voleibol y fútbol por medio de las mismas herramientas.

24 salones fueron equipados para impartir clases virtuales. / Gabriel Aquino

Estrategias de ayuda.

Y aunque la adaptación fue desempeñada desde el mes de abril del 2020, cuando comenzaron con las clases virtuales, también tuvieron dificultades como la falta de equipo informático, tanto de docentes como del alumnado (esto durante la época de confinamiento y el resto del 2020), que abarcó a 10 estudiantes el año pasado y cuatro en este 2021, se les prestó los dispositivos electrónicos por parte del colegio para poder recibir e impartir clases.

Ante las dificultades económicas, que provocaron que en los meses de junio, julio y agosto solo un 50 % de las mensualidades fueran pagadas a tiempo, y el colegio optó por ofrecer becas completas y medias becas para apoyar a los alumnos y evitar una posible deserción, beneficiando a más de 360 alumnos (un 25%), que llevó a que cerca de 20 becarios pudieran graduarse de bachillerato.

Sumado a esto, la asistencia virtual psicológica se convirtió en otra estrategia, en este caso, para combatir la depresión y ansiedad que los académicos percibieron en el estudiantado.

“Mediante la virtualidad nos adaptamos lo más pronto que pudimos, los niños también y el proceso casi que ha sido con resultados parecidos a un tiempo normal”. Francisco Chávez, El coordinador académico del Colegio Ricaldone

El total de alumnos matriculados en el 2020 fue de 1,450 y para este 2021 cuentan con 30 alumnos más, el objetivo de esta manera es continuar impartiendo clases  facilitando el acceso a aquellos estudiantes que no puedan regresar a las clases semipresenciales, a través de las mismas plataformas que ya se estaban utilizando en el 2020.

Además se prevé reforzar las formas de evaluación virtuales con plataformas donde “se aprenda jugando”, que estas remodelaciones apoyen a la enseñanza semipresencial para el que ya están aprobados por el Ministerio de Educación, y llegar a instruir en algún punto, a estudiantes de otros países debido a las facilidades tecnológicas.

 

Un año.

Hoy se cumple un año desde que las aulas de las escuelas y los colegios están vacías, luego que  el Gobierno del presidente Nayib Bukele suspendió las clases presenciales, debido a la declaratoria de pandemia, de la Organización Mundial de la Salud, sobre el covid-19.

Ayer, el gobierno anunció que el 6 de abril permitirán un regreso a clases semipresencial y gradual.