Abbott

El Mundo

EEUU autoriza primera prueba de antígeno covid-19 que da resultado en minutos

Javier Maldonado

jueves 27, agosto 2020 • 10:42 pm

Compartir

La Administración de Alimentos y Medicamentos de los EEUU (FDA) autorizó la noche del miércoles a la farmacéutica Abbott para distribuya para uso de emergencia su nueva prueba de antígenos del coronavirus “BinaxNOW covid-19 Ag”, que da el resultado en minutos sin que se tenga que procesar en grandes equipos.

Esta es la primera prueba de antígeno donde los resultados se pueden leer directamente de la tarjeta de pruebas, un diseño similar al de algunas pruebas de embarazo. Este simple diseño es rápido y eficaz para los proveedores de atención médica y los pacientes, y no requiere el uso de un analizador dijo la FDA.

“Esta nueva prueba de antígeno del covid-19 es una adición importante a las pruebas ya disponibles porque los resultados se pueden leer en minutos, directamente de la tarjeta de prueba. Esto significa que las personas sabrán si tienen el virus casi en tiempo real. Debido a su diseño más simple y a la gran cantidad de pruebas que la compañía anticipa realizar en los próximos meses, esta nueva prueba de antígeno es un avance importante en nuestra lucha contra la pandemia,” dijo Jeff Shuren, director médico del Centro para Dispositivos y Salud Radiológica de la FDA.

En su sitio web, Abbott dice que la prueba se comercializará por cinco dólares y que dará resultados en 15 minutos.

El presidente de Estados Unidos, Donald Trump prevé la compra de 150 millones de pruebas rápidas de covid-19 como parte de un acuerdo con el grupo farmacéutico Abbott por un total de 750 millones de dólares, dijo a la AFP un funcionario estadounidense.


¿Cómo funciona?
Un proveedor de atención médica toma una muestra de la nariz del paciente con un hisopo y coloca la muestra en una tarjeta de prueba con un reactivo de prueba agregado. Después de esperar 15 minutos. El proveedor de atención médica lee los resultados directamente de la tarjeta de prueba.

Una línea indica un resultado negativo; dos líneas indican un resultado positivo.

Esta prueba podría usarse en lugares de atención, como un consultorio médico, la sala de emergencias o algunas escuelas, indica la FDA.

Abbott planea distribuir hasta 50 millones de pruebas mensualmente en los EEUU a principios de octubre de 2020.