Estados Unidos tildó ayer la instalación de la Asamblea Nacional de mayoría chavista de “fraudulenta” e “ilegítima”, al tiempo que reiteró su apoyo al autoproclamado “presidente encargado” de Venezuela, Juan Guaidó, y a la asamblea paralela de la oposición.

El Mundo

EE.UU. declara “fraudulenta” a la Asamblea “chavista” El chavismo y la oposición que encabeza Juan Guaidó iniciaron asambleas paralelas en Venezuela.

Europa Press

miércoles 6, enero 2021 • 3:00 am

Compartir

Estados Unidos tildó ayer la instalación de la Asamblea Nacional de mayoría chavista de “fraudulenta” e “ilegítima”, al tiempo que reiteró su apoyo al autoproclamado “presidente encargado” de Venezuela, Juan Guaidó, y a la asamblea paralela de la oposición.

En un comunicado, el secretario de Estado de Estados Unidos, Mike Pompeo, indicó que, como resultado de las “fraudulentas” elecciones celebradas el 6 de diciembre llevadas a cabo por el “régimen ilegítimo” del presidente Nicolás Maduro, el “fraudulento” cuerpo legislativo resultante “ha ocupado el Palacio Federal Legislativo en Caracas”.

“Consideramos ilegítimo a este grupo y no lo reconoceremos ni a él ni a sus pronunciamientos”, agregó Pompeo, subrayando su apoyo a Guaidó y a la “legítima” Asamblea Nacional elegida “libremente” en 2015 por la ciudadanía venezolana.

“El presidente Guaidó y la Asamblea Nacional son los únicos representantes democráticos del pueblo venezolano reconocidos por la comunidad internacional”, prosiguió el mensaje de Pompeo, pidiendo que sean “liberados” del “hostigamiento, amenazas, persecución y otros abusos” de Maduro.

“Guaidó y la Asamblea Nacional son los únicos representantes democráticos del pueblo venezolano reconocidos por la comunidad internacional”. Mike Pompeo, secretario de Estados de Estados Unidos

Pompeo pide una transición democrática.


El máximo representante de la diplomacia estadounidense ha pedido a los partidos políticos del país caribeño y la sociedad civil, incluidos estudiantes, organizaciones religiosas o chavistas, que se “unan” en torno a una “transición pacífica mediante elecciones presidenciales y parlamentarias libres y justas”.

“El presidente interino Guaidó, la Asamblea Nacional y todos los actores democráticos que trabajan por la transición democrática representan las aspiraciones de millones de venezolanos por un futuro mejor”, concluyó.

Por su parte, Colombia expresó en la misma línea que Estados Unidos y censuró la “pretensión” del presidente venezolano Nicolás Maduro de “instalar a miembros de una Asamblea Nacional fraudulentamente electos”.

Polarizados.

El chavismo y la oposición instalaron ayer sus respectivas asambleas, cada una de las dos partes reivindicándose como representantes de Venezuela y apelando el reconocimiento de la comunidad internacional.