La dirigencia del FMLN mantiene el control de dos organismos que tendrán vinculación directa con las elecciones internas, en donde se elegirá a la nueva dirigencia.

Política

Dirigencia mantiene el control de las elecciones

Antonio Soriano

sábado 16, marzo 2019 • 12:00 am

Compartir

La dirigencia del FMLN mantiene el control de dos organismos que tendrán vinculación directa con las elecciones internas, en donde se elegirá a la nueva dirigencia.

Una fuente del FMLN dijo a Diario El Mundo que ese control de la dirigencia sobre esos dos organismos están poniendo en duda a Óscar Ortiz y José Luis Merino de presentar sus candidatos. Ortiz es vicepresidente del país y Merino es asesor de Alba Petróleos, sancionado por EE.UU.

El primer filtro para las elecciones internas es la depuración que harán del padrón electoral. El partido sacará del registro a los militantes que hayan dado su firma para la creación del partido Nuevas Ideas y a quienes manifestaron respaldo a Nayib Bukele, presidente electo, en la campaña electoral, incluso en las redes sociales. La Ley de Partidos Políticos prohíbe que los partidos se formen de integrantes ya inscritos en otros partidos.

El proceso de purga lo haría la Comisión Especial Electoral (CEE), dirigido por Silvia Cartagena, militante fiel a la línea dura del FMLN y exmagistrada suplente de Eugenio Chicas en el Tribunal Supremo Electoral (TSE). Para ello, será auxiliado en la depuración por el Tribunal de Ética, administrado por Marina Landaverde, exdiputada de la Asamblea Legislativa y fiel a la cúpula del FMLN.

El Tribunal debe investigar qué militantes apoyaron a Bukele en la campaña electoral para iniciar un proceso de sanción que puede llegar a la expulsión. El actual padrón tiene 40,326 militantes, que disminuirá luego de la depuración.

La dirigencia del FMLN no quiso abrir el registro electoral a nuevos militantes, aduciendo que es corto el tiempo para las internas, a realizarse el 16 de junio. Una vez que el FMLN tenga el padrón depurado, inicia el proceso interno para las votaciones, que serán organizadas y administradas también por la CEE.