Política

Diputado Auerbach en desacuerdo con prohibición del transfuguismo partidario

Saraí Alas

viernes 13, agosto 2021 • 2:13 pm

Compartir

El diputado Romeo Auerbach, del partido Gran Alianza por la Unidad Nacional (GANA), señaló estar en desacuerdo con la prohibición de transfuguismo que estableció la Sala de lo Constitucional de la Corte Suprema de Justicia (CSJ) en una sentencia del 1 de octubre de 2014.

Auerbach argumentó no estar de acuerdo con la Sala porque a su criterio la población debe evaluar a los funcionarios.

El Código Electoral, acatando la sentencia de la Sala de lo Constitucional, prohíbe a los funcionarios electos por votación popular abandonar el partido político por el cual resultó electo para ingresar a otro.

Si son expulsados o renuncian, deberán mantenerse como independientes mientras dure el periodo de elección correspondiente.

“¿Qué pasa si un diputado se reelige varias veces?, quiere decir que goza con el apoyo de la población, yo no estoy de acuerdo cuando las Salas anteriores castigaban el transfuguismo, si usted analiza, usted no está dejando que sea el pueblo que decida si el funcionario que se ha pasado de un partido a otro es un funcionario que ha estado haciendo una buena labor porque si un diputado se pasa del partido "x" al partido "y", la población con todo y su foto y una nueva bandera lo elige, quiere decir que la población le está dando el aval”, afirmó Auerbach tras ser cuestionado por las propuestas de reforma a la Constitución que presentará el equipo ad hoc liderado por el vicepresidente, Félix Ulloa.


Entre las reformas que estudia el equipo ad hoc está que los periodos de los diputados, alcaldes y presidentes, así como segundo grado, “estén armonizados”: 3 años para diputados y alcaldes, con una reelección limitada a tres períodos, 6 años para funcionarios de segundo grado, como fiscal general, y 9 años para magistrados de la Corte Suprema de Justicia.

Ante esto, Auerbach respondió: “Lo digo más a título personal, pero estoy convencido que es lo que debería de importarnos con respecto a quién pesa en una Constitución, debe ser el pueblo. El problema no es la reelección o cuántas veces se reelige un funcionario, en este caso, los diputados vamos con la fotografía”.