Nacionales

Defensa desacredita a perito del caso Rhessa Se intentó que fiscales brindara su postura frente a los cuestionamientos de uno de sus principales testigos, pero dijeron que no estaban autorizados para ello.

Jaime López

miércoles 5, mayo 2021 • 5:00 am

Compartir

Uno de los peritos nombrados por la Fiscalía General de la República para que expusiera cómo ocurrió el sobreprecio en la reconstrucción de los hospitales Santa Gertrudis en San Vicente y San Pedro en Usulután, fue desacreditado por los defensores, por supuestamente contradecirse en el juicio donde se procesa al exministro de Salud, Guillermo Maza y otros 10 imputados.

El experto es un contador público de la Corte de Cuentas, quien afirmó que de acuerdo con facturas y créditos fiscales, el Ministerio de Salud pagó $260,370 con base a varios créditos fiscales a los subcontratistas del asocio privado Compreca (CPK) que tenía a cargo la obra, pero al finalizar ese capítulo, la Fiscalía le preguntó ¿a qué conclusión llegaba luego de su análisis? y él perito contestó que se había pagado solo $92,000 con base en un crédito fiscal.

Los hallazgos en el análisis y la conclusión del perito no calzaron, eso fue aprovechado por los abogados defensores para cuestionarlo y dejarlo sin respuestas en cuanto al supuesto sobreprecio que Salud pagó en la reconstrucción del el hospital San Pedro de Usulután.

Mario Machado, defensor del exministro Maza, afirmó que el perito había mentido tras decir que qué desconocía que la fórmula “polinómica”  provocó sobrecostos.

De acuerdo con los especialistas, la fórmula polinómica es la representación matemática de la estructura de costos de un presupuesto.


Por su parte, el abogado Ricardo Donis, afirmó que el perito reconoció y dejó constancia que el peritaje de la Fiscalía es incompleto, tiene contradicciones esenciales en cuanto a las propias conclusiones y que no establece cantidad o cifra de afectación para el Estado. “Con el peritaje, Fiscalía no ha logrado establecer ni generar ninguna fe”, sostuvo Donis.

El abogado Ernesto García fue del criterio que el perito no supo explicar la diferencia que se dio entre esas dos cantidades que se pagaron supuestamente a los subcontratistas, ni indicó sí tenía documentos que lo acreditara, “porque no tiene soporte documental para hacer sus afirmaciones”.

Al final, García dijo que sus colegas intentaban que el perito explicara al tribunal de dónde había obtenido esas cifras que en situaciones del peritaje marcaban diferencias significativas, al no haber tenido a la vista “ni siquiera los contratos suscritos entre CPK y los subcontratistas”.

Nunca tuvo a la vista documentos en los cuales sustentara objetiva y razonablemente el resultado del peritaje, por tanto se convirtió en un peritaje contradictorio, insustancial,  ambiguo e inexacto que generan en falsedades”, dijo García.

El abogado explicó que el asocio privado CKP fue contratado por el Ministerio de Salud para reconstruir los hospitales dañados por los terremotos de 2001 a través del proyecto Rhessa y que esta subcontrató a otras empresas para desarrollar diferentes obras como instalación de aires acondicionados, calderas, gas comprimido, ascensores, dotación de camas, sistemas eléctricos entre otras.

García explicó que CPK pedía los créditos fiscales a los subcontratistas, les sacaba fotocopia para presentarlos a Rhessa junto con las estimaciones de obras realizadas, para que le pagaran y Rhessa le pagaba, pero a los subcontratistas, CPK les devolvía sus facturas aduciendo que Salud no le había pagado.

Al final de todo esto, quiénes deberían ser procesados, no son los subcontratistas, sino los representantes de asocio privado Copreca quienes huyeron del país y ahora están en calidad de prófugos de la justicia.

El tribunal respondió que se rechazaba la petición que el caso quedaba sujeto a valoración que se iba hacer en su momento al caso.