Imagen de referencia. DEM

El Mundo

Declaran culpables a dos cabecillas salvadoreños de la MS-13 en EEUU por múltiples homicidios y narcotráfico Los dos salvadoreños fueron encontrados culpables de “múltiples” asesinatos, extorsión y tráfico de drogas. Fueron condenados a cadena perpetua. Las investigaciones indican que las ganancias de las actividades ilegales que dirigían eran enviadas a cabecillas para financiar a la MS-13 en El Salvador.

AFP

miércoles 24, noviembre 2021 • 5:47 pm

Compartir

Dos cabecillas salvadoreños de la Mara Salvatrucha (MS-13)  fueron hallados culpables ayer en una corte en Maryland, EE.UU. de al menos cinco cargos criminales, los que los llevaría a enfrentar cadena perpetua en una prisión estadounidense luego que fueran presentadas múltiples pruebas de sangrientos homicidios y narcotráfico.

Los dos salvadoreños, Junior Noé Alvarado-Requeno (de 25 años), alias “Insolente” o “Trankilo”, y Miguel Ángel Corea Díaz (39), alias “Reaper”, fueron condenados por asesinato y distribución de sustancias ilícitas, como integrantes de una agrupación de crimen organizado transnacional, en una investigación en la que participaron al menos ocho agencias del gobierno estadounidense. 

La violencia brutal y trágica perpetrada por estos miembros de la MS-13 y sus compañeros de pandilla es totalmente inaceptable”. Fiscal Erek L. Barron, Distrito de Maryland

Según los documentos judiciales, Alvarado-Requeno y Corea Díaz eran cabecillas de la clica de los Sailors (Marineros). Corea Díaz ostentaba el título de “palabrero” para toda la costa este y Alvarado-Requeno era su par en el estado de  Maryland, también en esa región del país.

“Estos actos criminales, como el crimen organizado, el asesinato, la extorsión, el tráfico de drogas, el lavado de dinero y la manipulación de testigos no serán tolerados, y estos dos veredictos de culpabilidad son claros ejemplos de la determinación de las fuerzas del orden para erradicar estas pandillas violentas". Steven M. D’Antuono, subdirector de la oficina local del FBI.

Narcotráfico y extorsiones

Según la evidencia presentada en el juicio de cuatro semanas, entre 2015 y 2018, los acusados dirigieron a los Sailors Locos Salvatruchos Westside (SLSW o Sailors) a ejecutar  asesinatos, extorsión, tráfico de drogas, lavado de dinero y manipulación de testigos.


La evidencia mostró que en  Langley Park, Maryland, la pandilla cobraba extorsiones a las empresas que operaban en lo que ellos consideraban su territorio. El Departamento de Justicia de EE.UU. detalló que “una gran parte de las ganancias de las actividades ilegales de la pandilla fue enviada a los cabecillas en El Salvador para promover aún más las actividades ilícitas de la MS-13, utilizando transacciones estructuradas e intermediarios para evitar el escrutinio de las fuerzas del orden”.

Las condenas de hoy (de los salvadoreños) evitarán que estos cabecillas de la MS-13 inflijan brutalidad en nuestras comunidades”. Anne Milgram, DEA.

Crímenes brutales

Tanto Alvarado-Requeno como Corea Díaz fueron declarados culpables de múltiples asesinatos. Por ejemplo, en 2016, Alvarado-Requeno ordenó el asesinato de un adolescente que consideraban un rival: le tendieron una emboscada y le asestaron 153 puñaladas cuando en realidad no pertenecía a ninguna pandilla.

En 2017, un miembro de las maras discutió con un estudiante de secundaria por marihuana. En respuesta, los condenados ordenaron su muerte, secuestraron al adolescente, le mutilaron la mano y ya asesinado ocultaron su cadáver. 

Este veredicto no solo asesta un golpe devastador para la MS-13 en la costa este, también representa una victoria para los ciudadanos aterrorizados”. James R. Mancuso, Departamento de Seguridad Interna.

Evidencias de Varios homicidios

Durante el juicio el jurado escuchó a investigadores sobre los brutales asesinatos de  jóvenes miembros de la pandilla, rivales y civiles muertos y mutilados por la clica de la MS-13.

En diciembre de 2016: Alvarado-Requeno dirigió y participó en el asesinato de un miembro de la MS-13 de 14 años, sospechoso de hablar con la policía. El cuerpo fue encontrado 18 meses después.

Jurado Concluyó: Alvarado-Requeno asesinó a otras dos personas y, como parte de la conspiración de crimen organizado. Correa Díaz conspiró para asesinar a una tercera persona.

Lista de homicidios: Alvarado-Requeno fue declarado culpable de tres asesinatos, además de extorsión y narcotráfico. Corea Díaz fue condenado por asesinato, conspiración y narcotráfico.