Deportes

Cuatro jugadores del Barça están al borde de la suspensión Los dos primeros llevan dos meses resistiendo; su ausencia sería dramática.

Redacción Deportes

lunes 26, abril 2021 • 5:35 pm

Compartir

Paralelamente a la brutal escalada del Barça en Liga, hay un aspecto del juego que viene amenazando cada vez más al conjunto azulgrana: las tarjetas amarillas. Si hasta la fecha Leo Messi y Frenkie de Jong venían aguantando con cuatro amarillas, a dicho tándem se han unido desde el choque en La Cerámica Antoine Griezmann y Óscar Mingueza. Ambos fueron amonestados frente al Villarreal y también se colocan a una cartulina de la suspensión. A falta de seis jornadas para el final y con dos compromisos marcados en el calendario como la visita a Mestalla y sobre todo, el duelo ante el Atlético en el Camp Nou, Koeman deberá hacer juego de equilibrios para que dicha situación no pase factura a su equipo.

Por peso en el equipo, naturalmente el caso más dramático sería que Messi viera una amarilla. Leo es el capitán y es quien más autorizado está a hablar con el árbitro, aunque en las últimas jornadas está midiendo mucho cómo y cuando protestar, ya que el argentino es consciente de que para el Barça sería apocalíptico tener que afrontar un partido sin él en este tramo final de temporada.

Algo similar sucede con De Jong, con el añadido de que, por posición en el campo, puede verse mucho más obligado que Messi a cortar una jugada. El holandés lleva 11 jornadas resistiendo con cuatro amarillas, y en alguna ocasión ha admitido públicamente que está yendo con mucho cuidado para no ver la quinta. Sin embargo, en un final de Liga a tumba abierta, ésta siempre puede acabar cayendo en alguna acción de máxima necesidad.

Menos preocupante son los casos de Griezmann y Mingueza. El ex del Atlético nunca pierde la cabeza y no parece difícil que pueda aguantar al borde de la suspensión. El galo trabaja mucho en defensa pero el hecho de ser delantero es una clara ventaja. Con todo, Antoine atraviesa un gran momento de forma y por primera vez desde su fichaje por el Barça ha enlazado tres partidos seguidos marcando. Además, su hipotética ausencia sería aún más grave teniendo en cuenta las molestias que arrastra Dembélé en el pubis.

Por su parte, Mingueza es el único defensa natural apercibido. En ese punto sí puede estar tranquilo el Barça, ya que Koeman tiene a toda la defensa disponible y no habría problema en sustituir al canterano, otro de los jugadores en un gran momento de forma, como demostró con su asistencia a Griezmann en La Cerámica.


Hay que recordar que el Barça recibe el jueves al Granada y el domingo visita al Valencia a domicilio. Si alguno de los cuatro apercibidos viera amarilla ante los andaluces y se perdiera el choque en Mestalla sería un escenario delicado, aunque mucho más preocupante sería que alguno de ellos viera amarilla y causara baja en la 'final' del día 8 de mayo ante el Atlético de Madrid.