Funcionarios salvadoreños participaron ayer en la inauguración del diálogo regional sobre gestión de riesgo. / W.Urbina

Economía

Crecimiento de El Salvador bajaría 0.16 % por sequía

Uveli Alemán

viernes 16, noviembre 2018 • 12:04 am

Compartir

Al cierre de 2018, el crecimiento de El Salvador sería 0.16 % inferior a lo esperado debido a la sequía registrada entre el 22 de junio y el 1 de agosto, indican proyecciones del Ministerio de Hacienda.

“Las proyecciones de crecimiento para el 2018 podrían reducirse en 0.16 % respecto a la situación sin evento”, manifestó ayer Nelson Fuentes, titular de Hacienda, en la inau­guración del diálogo regional de política de gestión del riesgo de desastres que realiza el Banco Interamericano de Desarrollo (BID) desde 2002 y que este año se enfocó en el peligro de la sequía en Centroamérica.

Hacienda estimó los riesgos fiscales que enfrenta el país y entre ellos incluyó el cambio climático. Los resultados se publicaron en el Marco Fiscal de Mediano y Largo Plazo (MFMP) de 2018-2028.

Para estos cálculos, Hacienda se basó en los $ 42.35 millones que según el Ministerio de Agricultura y Ganadería (MAG) se perdieron en granos básicos por la sequía de este año.

En 2018 la tasa de crecimiento del Producto Interno Bruto (PIB) sería 0.16 % inferior a lo esperado, pues en un escenario sin evento se esperaba un avance de 2.54 %, pero por la sequía se reduciría a 2.38 %.  La simulación de Hacienda también revela que si el Gobierno hubiera atendido a la sequía a través de un incremento del gasto público, el déficit fiscal de 2018 se habría elevado en 0.3 puntos del PIB. Si se hubiera prestado dinero para responder a este evento, la deuda pública habría aumentado en 0.10 puntos del PIB.

Hasta la fecha, aseguró el ministro Fuentes, la atención a los afectados por la sequía se ha realizado con fondos del MAG y se plantea la entrega de raciones alimentarias mediante el Fondo de Protección Civil, Prevención y Mitigación de Desastres (Fopromid), administrado por Hacienda y que tiene a su disposición $4 millones.


Perspectivas

El MFMP de Hacienda también incluye una simulación de qué tanto podría afectar la economía salvadoreña si en 2019 y 2020 se presenta otra sequía.

Las estimaciones indican que si de nuevo se ausentan las lluvias en 2019, el PIB dejaría de crecer 0.27 puntos respecto al 2.60 % que se proyecta para ese año. En 2020, el impacto sería de 0.22 puntos respecto a una proyección de 2.44 %.

Orestes Ortez, titular del MAG, informó ayer durante el evento del BID que las pérdidas en los cultivos de maíz por la sequía no superarán los 1.1 millones de quintales y se prevé una producción de 19 millones de quintales para el ciclo 2018-209. Mientras tanto, en frijol espera una cosecha de 2.5 millones de quintales.

El funcionario aseguró que “no se va a tener impacto en el abastecimiento ni en los precios” de los granos básicos debido a los daños ocasionados tanto por la sequía y como por las lluvias registradas en octubre por el huracán Michael, que tocó tierras salvadoreñas como tormenta tropical.