El incendio duró varias horas y fue atendido por Bomberos, y socorristas de Comandos y Cruz Verde. / Óscar Machón

Nacionales

Cortocircuito causó voraz incendio que destruyó 22 negocios en Centro Histórico Vendedores perdieron hasta $25 mil en mercadería.

Enrique Gracía

martes 14, enero 2020 • 12:00 am

Compartir

Un cortocircuito en las instalaciones eléctricas de uno de los puestos de la calle habría originado las llamas que consumieron, al menos, 22 locales comerciales situados sobre la 3a avenida Norte, entre la 1a y 3a calle Poniente, de San Salvador, la noche del domingo y madrugada de ayer.

El director del Cuerpo de Bomberos, Edwin Chavarría, confirmó que fueron 11 locales formales e igual número de informales, los que fueron destruidos.

El fuego se propagó rapidamente hacia otros locales, debido a que las casas donde funcionaban eran de lámina y madera, al igual que las champas de los comerciantes callejeros.

“Exactamente la hipótesis, es que fue un cortocuito el causante de este incendio”, dijo Chavarría, quien había llegado a inspeccionar la zona del siniestro.

Socorristas y policías intentaron sofocar las llamas, que iniciaron cerca de las 8:00 p.m., del domingo, pero fue hasta ayer cerca de las 3:30 a.m., que bomberos, terminó las tareas de sofocación del siniestro.

Feliciano González fue uno de los afectados y sus pérdidas materiales las calcula en más de $25 mil. Él vendía biblias en 1a 1a. calle Poniente y quedó reducido a cenizas; expresó que tenía un año vender en el sector, ahora él y dos empleadas más se quedan sin trabajo, señaló.


El fuego redujo a cenizas todo a su paso. / Óscar Machón

Yesenia Aguilar también perdió su negocio, lo tenía ubicado en la misma calle. Aseguró que aún estaba reuniendo el dinero para el pago de la mercadería que obtuvo en diciembre del año pasado.

Por su parte, el edil capitalino, Ernesto Muyshondt, adelantó que los comerciantes afectados, serán reubicados en la misma cuadra, aunque ordenados para no afectar el paso peatonal y vehicular.

Ayer, maquinaria de la comuna inició la remoción de los escombros, supuestamente para dar paso a la instalación de los locales, donde serán reubicados. Por el momento, se desconoce las acciones que tomarían los propietarios de los negocios informales afectados

El edil confirmó que no hubo daños personales, pero sí cuantiosas pérdidas materiales en una buena parte de la cuadra. El siniestro fue calificado como categoría tres por la magnitud, dijo Bomberos.