Se espera que en lo que resta del año siga el dinamismo en el sector inmobiliario con la construcción de nuevos edificios de apartamentos. / DEM

Economía

Construcción centra sus esperanzas de recuperación para 2021 La industria ya retomó todos los proyectos frenados por la pandemia, pero aún no trabaja al 100 %, en parte a las deficiencias en el sistema de transporte público para movilizar a los obreros.

José A. Barrera

martes 8, septiembre 2020 • 12:02 am

Compartir

La industria de la construcción sigue estabilizando su operación tras el paro provocado por la pandemia del covid-19. De acuerdo con la gremial del sector, las empresas han ido ganando ritmo, pero aún no operan al 100 %.

Luis Dada, presidente de la Cámara Salvadoreña de la Industrias de la Construcción (Casalco), explicó que hay optimismo en el rubro que ha comenzado a retomar proyectos privados y está a la espera de otros desarrollados por el Gobierno.

En el campo privado, la entidad ha identificado que se desarrollarán nuevas obras entre ellos siete edificios habitacionales que comenzarán a construirse entre noviembre de 2020 y junio de 2021.  Sin embargo, también hay movimientos por parte del Ejecutivo que ya comienza a dibujar la ruta para la inversión en infraestructura para lo que resta del quinquenio.

“Tuvimos una reunión con el ministro de Obras Públicas (Romeo Rodríguez) y se nos presentó un abanico de proyectos que se les quiere dar una gran importancia como nunca”, dijo Dada en entrevista con Diario El Mundo.

El empresario explicó que entre los proyectos que impulsa el Ejecutivo están los de mejoramiento en la red vial, a través de diferentes puentes y pasos a desnivel, y la posibilidad de la ejecución de un nuevo periférico.

“Hablamos de más de $600 millones y estamos asesorando que todo lo que está ‘fuera de la cocina, con diseño listo’ salga a más tardar a fin de año para que ocupemos lo que resta de 2020 en presentar las propuestas y tener las expectativas del trabajo para 2021 y, si se ejecuta lo que vimos, se generará un impacto importante en la economía”, dijo. Dada.


Romeo Rodríguez, ministro de Obras Públicas, adelantó el domingo que la entidad que dirige se prepara para licitar la construcción de un nuevo tramo de carretera en la frontera La Hachadura (con Guatemala).

La entidad recibió los tramos I y II del nuevo bypass de la carretera al Puerto de La Libertad, la cual es parte de una serie de obras para el desarrollo de la costa central del país.

Recuperación en marcha

De acuerdo con la gremial, pese al bache provocado por la pandemia, todas las empresas con proyectos en marcha han reanudado operaciones y aplican los protocolos sanitarios para prevenir contagios. Sin embargo, son afectadas por el aún deficiente sistema de transporte público, algo que dificulta la llegada de obreros de zonas distantes, principalmente del occidente del país.

Dada reconoció que los proyectos arrancaron con un 30 % de los colaboradores y que han ido subiendo entre un 60 % y 80 %, pero que aún hay bajos porcentajes de implementación.

“La lectura que tenemos es que todas las empresas, de las que están en nuestro sector y de las que Casalco tiene acceso, han regresado a las labores y todas han retomado todos los proyectos que estaban en ejecución, tanto privados como públicos”, explicó el ejecutivo que considera que esto más que un problema de actual puede convertirse en uno de futuro si al terminar los compromisos actuales se enfrentarán a un bache provocado por bajada demanda.

“A los agremiados les compartimos a diario todos los procesos de licitación de alcaldías y del Gobierno central, y hay bastante proyecto pequeño de alcaldías que están saliendo en las últimas semanas”, explicó Dada.  El Ejecutivo prevé que las firmas del ramo puedan acceder a este tipo de obras mientras se espera un repunte de la inversión pública o de la creación de nuevos proyectos privados.

La construcción cerrará el año con una fuerte caída en 2020, lastrada por la pandemia que cortó una racha de crecimiento sostenido que el rubro traía en los últimos cinco años.

El sector esperaba generar $1,560 millones de actividad este año, pero prevé cerrar cerca de los $1,350 millones.

“El crecimiento del cierre de 2019 nos llevó desde un negativo de 2014 a cerrar en 9 % acumulado. Este año la expectativa hubiera sido superar ese crecimiento promedio anual entre de 2 % y 2.5 %”, dijo Dada.

De acuerdo con el análisis de Casalco, se está a la expectativa del dinamismo del rubro en lo que resta de 2020.

Inicialmente la entidad calculaba que cerraría el año hasta -5 % (con una caída de 14 puntos porcentuales desde el 9 % alcanzado en 2019), pero que existe el riesgo de que si no hay celeridad en el sector pueda caer más.

El sector de la construcción es uno de los pilares de la economía, se estima que genera unos 25,000 empleos directos y hasta 200,000 indirectos.