Nacionales

Capturan a venezolano por estafa de casi $34,000 La víctima lo denunció tras un año de no cumplir con la venta del negocio, pese a haberle pagado el valor del inmueble, franquicia y mercadería.

Jaime López

martes 29, diciembre 2020 • 5:07 pm

Compartir

Un venezolano fue detenido este martes por orden de la Fiscalía General de la República, acusado de estafar a una persona con $34,000.

El imputado, identificado como Royfran Mario Ruiz Rodil, es propietario de un negocio que se dedica a la venta de suplementos deportivos conocido como “Hulk Nutrition”.

De acuerdo con las investigaciones, Ruiz Rodil ofreció a la persona ofendida identificada como Rigoberto Antonio Hernández Campos, de venderle el establecimiento incluyendo la franquicia de suplementos, así como el local y mobiliario.

Hernández Campos aceptó la oferta y le pagó $33,429.54 por todo, sin embargo, ha pasado casi un año de haberle hecho el pago y el venezolano no le ha cumplido, ni le ha entregado nada y ha desaparecido.

El afectado llevó su caso a la Fiscalía, ésta realizó la investigación y determinó que había suficientes evidencias para ordenar su detención por estafa agravada en su lugar de residencia en La Libertad.


Ese caso se suma a otro en el que tres personas que se hacían pasar como miembros de Asper, una ONG que ayuda supuestamente a personas de escasos recursos en la construcción de sus casas, en San Antonio Masahuat, La Paz.

Como parte de la trama, en abril de 2017, los presuntos estafadores llegaron a San Pedro Masahuat y reunieron a personas de bajos recursos para informarles del plan.

El trato era que las personas interesadas en la construcción de sus viviendas tenían que dar un aporte inicial de$300.00, luego otra suma similar; y para rematar dar $20 que serían para recibir una docena de láminas para el techo de cada casa.

Unas 15 víctimas accedieron y entre todas entregaron $5,278.00 a los imputados, identificados como Rolando Patriz, Yolanda Xiomara Mundo Siguachi y Jorge Alberto Martínez Martínez; quienes desaparecieron y las casas nunca se construyeron, por lo que denunciaron el caso ante Fiscalía y ésta ordenó su detención.