Presidente de la República, Nayib Bukele durante conferencia de prensa,/Foto de Secretaría de Prensa de la Presidencia.

Política

Bukele: “No es tiempo de abrir la economía, por más que griten los empresarios”

Redacción Web-DEM

domingo 17, mayo 2020 • 10:23 pm

Compartir

El presidente Nayib Bukele dijo que “no es tiempo de abrir” la actividad económica del país y rechazó ceder ante la presión del sector empresarial, y justificó que su decisión se debe a que El Salvador está en este momento en las semanas más importantes para aplanar la curva de contagios de coronavirus.

En un mensaje en cadena nacional, el mandatario respondió así a diputados y empresarios que en los últimos días han reclamado un plan de retorno a las actividades económicas para palear con los estragos que la pandemia está dejando.

"No es tiempo de abrir la economía, por más que griten los empresarios, no es tiempo de abrir”, y dijo que ceder a esta medida pondría al país en peligro de un repunte en el contagio si las actividades se reanudan.

Tras el anuncio de un decreto de Estado Emergencia ordenado por el ejecutivo, Bukele reprochó que no ha contado con el apoyo de legisladores.

“Tenemos que buscar soluciones. Desde hace semanas hemos llamado al diálogo, ayer, ahora y nuevamente les invito a que nos reunamos y busquemos soluciones por el bien de nuestro país”, les dijo.

También le dijo al empresariado que “muchos dicen que tenemos que salir ya porque el virus vino para quedarse y que no podemos pasar encerrados para siempre. Que hay que ganar inmunidad colectiva. Lo que significa que decenas de miles de salvadoreños mueran”, advirtió.
Bukele reconoció que está lidiando con un plan de emergencia con pocos fondos financieros para ejecutarlos, y responsabilizó de esto al bloqueo de las fuerzas opositora del FMLN y Arena en la Asamblea Legislativa que han demandado transparencia y claridad en sus planes, además de una estrategia de reactivación económica.


“Sé que para muchos es duro escuchar estas palabras, sé que muchos están preocupados por sus empleos o por sus negocios, algunos pequeños negocios. No todos los empresarios son grandes o millonarios”, dijo en su mensaje y recalcó que “si eso hicieran, déjenme decirles que los muertos serían muchos más”..