AFP

El Mundo

Brasil supera los 600.000 muertes debido al coronavirus El gigante sudamericano se convierte en el segundo país en rebasar esta marca, por detrás de Estados Unidos

Europa Press con edición de Javier Maldonado

viernes 8, octubre 2021 • 8:30 pm

Compartir

Brasil ha superado este viernes las 600.000 muertes a causa de la covid-19, una cifra que refleja la grave crisis vivida en el país en el marco de la pandemia, si bien esta se ha desacelerado con el avance de la vacunación.

El Ministerio de Salud brasileño ha informado de 615 decesos lamentados en la última jornada, con lo que el total de víctimas mortales se ha elevado, en concreto, a 600.425, siendo el segundo país en alcanzar tal cifra, después de Estados Unidos.

El gigante sudamericano, que también es el tercer país del mundo con la media diaria más alta de nuevas muertes --solo por detrás de Estados Unidos y Rusia--, ha vuelto a marcar así un trágico hito, después de que en junio, hace 110 días, rebasase el umbral de los 500.000 fallecidos por la covid-19.

No obstante, el territorio ha visto una desaceleración de contagios y muertes, ya que la media de muertes diarias en la actualidad es de 438, mientras en junio era de 2.000. Entonces, Brasil salía de una mortífera segunda ola de la pandemia en la que llegó a marcar récord de muertes y casos diarios durante varios días consecutivos.

Por otro lado, la cartera de Salud ha notificado este viernes 18.172 casos registrados en el último día, con lo que el total asciende ya a 21.550.730 positivos, siendo Brasil el tercer país con más contagios confirmados por detrás de Estados Unidos e India.

Mientras tanto, la vacunación avanza en el país, pese a los problemas que ha enfrentado en numerosas ocasiones este año por la falta de suministros, entre otras cuestiones. Según el consorcio de medios brasileños que analiza la pandemia a diario, el 45,57 por ciento de la población brasileña --más de 97,2 millones de personas-- ha recibido el esquema completo de inmunización, recoge el diario G1.


AFP

El Gobierno del presidente de Brasil, Jair Bolsonaro, ha sido duramente criticado por su gestión del coronavirus, ya que ha rechazado las restricciones y ha puesto en duda la eficacia de la vacuna, a la vez que ha recomendado tratamientos no respaldados por las organizaciones sanitarias.

Al respecto, el principal relator de la Comisión Parlamentaria de Investigación (CPI) que investiga la gestión de la crisis sanitaria, Renan Calheiros, adelantó esta semana que el informe final del comité solicitará la imputación de Bolsonaro por su postura frente a la pandemia.