Guía Mundialista

Bélgica aplasta a Túnez 5-2 y se clasifica a octavos

Redacción Deportes

sábado 23, junio 2018 • 7:54 am

Compartir

Bélgica se aproximó a los octavos de final con su goleada 5-2 sobre un Túnez que quedó casi condenado, este sábado en Moscú, con lo que comanda el Grupo G con 6 puntos y se clasificará matemáticamente el domingo si Inglaterra gana o empata ante Panamá.

Eden Hazard (6 de penal, 51), Romelu Lukaku (16 y 45+3), que alcanza a Cristiano Ronaldo en la tabla de anotadores del torneo con 4 dianas, y Michy Batshuayi (90) firmaron los tantos de los 'Diablos Rojos', mientras que para las 'Águilas de Cartago' marcaron Dylan Bronn (18) y Wahbi Khazri (90+3).

Fue un encuentro con un ritmo trepidante y ocasiones en ambas áreas, pero ahí, en la zona que distingue a los grandes equipos del resto, los Diablos Rojos demostraron que cuentan con uno de los mejores ataques del campeonato, sobre todo con la elaboración de juego de Eden Hazard y Kevin de Bruyne y la eficacia ante el arco de Romelu Lukaku.

Apenas habían pasado seis minutos de juego, cuando Hazard fue derribado al límite del área y el árbitro, tras consulta con el VAR, decidió pitar un penal que transformó el '10' del Chelsea.

Diez minutos después, Dries Mertens organizó una contra y abrió a la izquierda para Lukaku, quien al pisar le área se sacó un disparo raso y cruzado para batir a Ben Mustapha (16).


El equipo que entrena el español Roberto Martínez está tan construido para atacar que a veces es vulnerable en defensa y los tunecinos volvieron a demostrarlo.

En una falta lateral, Dylan Bronn se adelantó a todos los defensores belgas para cabecear la pelota a la red y colocar el 2-1 en el marcador (18).

Si el equipo magrebí tenía ya muchos problemas para controlar a los belgas, estos aumentaron antes del descanso con la retirada por lesión de los dos centrales titulares, el autor del gol Bronn y Syam Ben Youssef.

Los belgas dieron un golpe definitivo a los tunecinos justo antes de la pausa, cuando tras robar una pelota en la zona de tres cuartos, Hazard y De Bruyne volvieron a conectar, el volante del City le pasó el balón a Thomas Meunier, quien desde la frontal del área le colocó un pase preciso a Lukaku y éste salvó la desesperada del arquero elevando la pelota por encima (45+4).