Editorial

lunes 17, mayo 2021 • 12:00 am

Ataques a medios en Gaza y Venezuela El fin es el mismo. Acallar las voces que denuncian y critican los abusos. Tanto lo hecho en Gaza como en Venezuela ha sido brutal, salvaje.

Compartir

Un edificio que ocupaban varias agencias de prensa internacional en la Franja de Gaza - territorio palestino- fue atacado intencionalmente con misiles teledirigidos por Israel en un ataque brutal que buscaba silenciar las publicaciones de los medios sobre lo que sucede en estos días de conflicto.

Lo impresionante es que el personal de los medios de comunicación que ocupaba el edificio y otros inquilinos evacuaron el edificio de forma segura después de que los militares israelíes avisaron por teléfono que el ataque era inminente en una hora. Tres misiles pesados hicieron impacto en el edificio, derrumbándolo totalmente en medio de una nube gigantesca de polvo. La intención estaba más que clara: que no salga información desde Gaza sobre las víctimas inocentes de los ataques.

Con otro estilo, pero con el mismo objetivo de silenciarlos, esta vez usando el poder judicial contra los medios de comunicación, el régimen dictatorial de Nicolás Maduro embargó el único periódico independiente que quedaba en Venezuela, el diario El Nacional.

Todo inició porque el número dos de Maduro, Diosdado Cabello, un personaje impresentable, corrupto y vulgar, demandó al diario por supuestos daños morales luego que El Nacional reprodujera un reportaje publicado en medios internacionales sobre los presuntos vínculos del personaje con el narcotráfico. Por supuesto, el corrupto y sumiso sistema judicial venezolano ha acompañado a Cabello y le ha entregado el edificio del medio de comunicación, terminando de estrangular a la prensa independiente de ese país.

Los dos casos son ejemplos de verdaderos ataques a los medios de comunicación en el mundo y cómo esos regímenes buscan acallar a los periodistas de la manera más brutal.