El tenista salvadoreño, Marcelo Arévalo, regresó a Florida, Estados Unido, luego de haber ayudado a la selección salvadoreña a vencer a Jamaica en la Copa Davis; sin embargo, sus planes de realizar torneos de ATP en Houston y Atlanta, además de la gira europea para competir en el Roland Garros y Wimbledon, están paralizados a causa de la pandemia del COVID-19. “Chelo” relató a Diario El Mundo la situación que vive en aquel país.

Deportes

“Aquí reparten comida y canastas básicas gratis” La raqueta número uno salvadoreña vive la batalla contra el coronavirus en Florida, Estados Unidos, donde destaca algunas acciones claves de ayuda para la comunidad necesi-tada.

Omar Gutiérrez

lunes 11, mayo 2020 • 12:00 am

Compartir

El tenista salvadoreño, Marcelo Arévalo, regresó a Florida, Estados Unido, luego de haber ayudado a la selección salvadoreña a vencer a Jamaica en la Copa Davis; sin embargo, sus planes de realizar torneos de ATP en Houston y Atlanta, además de la gira europea para competir en el Roland Garros y Wimbledon, están paralizados a causa de la pandemia del COVID-19. “Chelo” relató a Diario El Mundo la situación que vive en aquel país.

“Acá, en Estados Unidos, ya se pasó el millón de casos (de coronavirus), hay unas partes en Florida que han sido bastante afectadas, pero el área en el que nosotros vivimos no hay muchos casos, esos están en las zonas centrales como Miami, nosotros vivimos un poco alejados de Miami, en una ciudad pequeña que se llama Davie, obviamente aquí toda la gente anda con sus medidas de precaución, con sus guantes y mascarillas”, expresó Arévalo.

“Chelo” resaltó la disposición de aquella ciudad en ayudar a los que están siendo muy perjudicados por la crisis económica. “Aquí hay varios establecimientos que ofrecen comidas gratis. Usted tiene que hacer la cola para pedir la comida, reparten víveres a todas las familias. Por ejemplo, nosotros vivimos cerca de un estadio de fútbol americano Hard Rock, de los Dolphins, y ahí reparten comida y canastas básicas”.

Arévalo relató que decidió afrontar la pandemia en Estados Unidos porque “la restricción (en El Salvador) era que no podían entrar personas que no fueran salvadoreñas, entonces ni mi esposa e hijo tienen pasaporte salvadoreño, entonces no me iba a ir yo solo y dejar a mi familia en Estados Unidos”.

El representante cuscatleco había realizado logros importantes en seis torneos antes de esta pandemia. Consiguió aparecer en la modalidad de dobles junto a su pareja británica, Jonny O’Mara, en la final del torneo Challenger de Bendigo, Australia. En los cuartos de final por primera vez en un Grand Slam del Australian Open. En las semifinales en el ATP 250 de Nueva York y Delray Beach. Logró llegar a una final del ATP de Chile, y ganó junto a la selección nacional a Jamaica para permanecer en la zona dos del grupo mundial de tenis.

Pese a la pandemia del COVID-19, Arévalo espera que las próximas competencias se puedan reanudar a finales de año o, incluso, en agosto, ya que asevera que algunos campos de tenis en Australia o Italia ya están abriendo por el hecho de no ser un deporte de roce. Asimismo,  mencionó que este retraso no le afecta en lo absoluto.


“Yo tengo 29 años y la edad de un tenista doblista dura hasta los 42 años, si se mantiene en un estado óptimo y sin lesiones, yo creo que daremos batalla en los circuitos deportivos 10 años más. entonces no me voy a preocupar que esto se detenga cuatro o cinco meses, no me quita el sueño, lo importante es la salud de todos nosotros, el hecho de competir queda en segundo plano”, finalizó “Chelo”.

Estadio Hard Rock, hogar de los Miami Dolphins de la NFL./ DEM