Los gobiernos locales de El Salvador no están listos para hacer frente a la pandemia del coronavirus, ni a la cuarentena que se impone para evitar los contagios. Con un déficit de más de $12 millones para atender sus necesidades este mes, los municipios se podrían enfrentar a una emergencia sanitaria sin precedentes.

Política

Alcaldías enfrentan cuarentena con un déficit de $12 millones Gastos para abastecer de agua, desinfectar espacios públicos y contrataciones temporales presionan las finanzas municipales.

G. Chávez / G. Villarroel

miércoles 25, marzo 2020 • 12:00 am

Compartir

Los gobiernos locales de El Salvador no están listos para hacer frente a la pandemia del coronavirus, ni a la cuarentena que se impone para evitar los contagios. Con un déficit de más de $12 millones para atender sus necesidades este mes, los municipios se podrían enfrentar a una emergencia sanitaria sin precedentes.

El Ministerio de Hacienda desembolsó este 23 de marzo el Fondo para el Desarrollo Económico y Social (Fodes) de febrero, pero este no será suficiente para enfrentar las nuevas obligaciones y la reducción de ingresos tributarios que se avecina: una buena parte de los contribuyentes de alcaldías, inevitablemente, dejará de pagar por la crisis.

Carlos Pinto, director ejecutivo de la Corporación de Municipalidades de la República de El Salvador (Comures), prevé que los números rojos de las alcaldías crezcan en este período.

Los fondos Fodes de marzo “ya se comprometieron en febrero y lo que va del mes, sin contar los fondos tributarios municipales”, por lo que “mínimo en este período de Fodes, (el déficit) está entre los $12 y $15 millones”.

A través de las Comisiones Municipales de Protección Civil, las alcaldías han asumido costos como campañas de prevención, entrega de alcohol gel e insumos de protección, camiones cisternas con agua potable para colonias sin servicio, desinfección de espacios públicos y equipo para albergues.

Con todos estos gastos adicionales, deben mantener también los salarios de trabajadores en cuarentena y contratar nuevo personal para no desatender sus labores, explicó Milagro Navas, presidenta de Comures y alcaldesa de Antiguo Cuscatlán.


En un campo pagado, Comures solicita que incluso se adelante la cuota del Fodes correspondiente a marzo, que se paga hasta con un mes de desfase. “Los recursos no son suficientes (...) hay alcaldías que están al borde y deben pagar a mucha gente, por eso estamos pidiendo que no se nos atrase (el Fodes) para poder cumplir”, añade Navas.

 

Piden administrar

El Gobierno central ha solicitado una autorización para emitir $2,000 millones  en títulos valores y otros instrumentos de deuda a la Asamblea Legislativa, destinados a paliar la crisis de salud y reactivar la economía tras la pandemia.

Dentro de este dictamen, por el cual aún no hay acuerdos, Arena pidió que al menos un 30 % de los fondos se destinen a las alcaldías para proyectos de inversión.

Por su parte, el presidente del Instituto Salvadoreño de Desarrollo Municipal (Isdem) y alcalde de San Salvador, Ernesto Muyshondt, coincidió que la recolección de tributos será una de las áreas más afectadas en las 262 municipalidades.

Por lo tanto, planteó la necesidad de que la Asamblea Legislativa respalde las medidas que propone el Gobierno para favorecer a las municipalidades en esta crisis.

Lamentó, además, que la Comisión de Asuntos Municipales de la Asamblea Legislativa tenga estancadas las propuestas de reforma a la ley del Instituto Salvadoreño de Desarrollo Municipal (Isdem), que otorgaría  las facultades para consolidar las deudas que las municipalidades tienen con la banca privada.